Postaporteñ@

Herramienta de comunicación para expresar la identidad, el trabajo y la lucha por una Patria Para Todos: La Patria Grande

Ver números anteriores

Mitos del sistema-mundo capitalista/?moderno? parte 1

Contribución de la perspectiva de sistemas-mundo de

Immanuel Wallerstein a su esclarecimiento y dilucidación

Por Rodolfo Crespo

rodohc21@gmail.com

Dedicado al compañero Immanuel Wallerstein en su 86 aniversario.

A los profesores José María Tortosa Blasco y Carlos Antonio Aguirre Rojas, que con tanta generosidad me han facilitado materiales para estudiar la obra de Immanuel Wallerstein.

Al compañero Pascual Serrano, que con sus acostumbradas Perlas informativas contribuye a desentrañar cada mes la maleza y los mitos escondidos tras las anécdotas, manipulaciones y curiosidades aparecidas en los medios de comunicación.

A Ana, mi esposa, que tanto me ha aguantado y he aburrido contándole estas cuestiones.

“absorbido por los objetos aislados, no alcanza a ver su concatenación, preocupado por su existencia, no para mientes en su génesis ni caducidad, concentrado en su quietud, no advierte su movimiento, obsesionado por los árboles, no alcanza a ver el bosque(Anti-Dühring)

Federico Engels

“el hecho es que la economía-mundo capitalista sobrevive sobre la base de no cumplir con su retórica”/ 1

  Immanuel Wallerstein

El sistema-mundo moderno, que es una economía-mundo capitalista desde su surgimiento en el siglo XVI en el seno de la economía-mundo europea hasta nuestros días, ha tenido un más que notable éxito: ha llegado a expandirse hasta ocupar todo el globo terráqueo, superado las varias tentativas de ser transformado en un imperio-mundo y concitado el apoyo y simpatía activa de sus cuadros y al menos de forma pasiva por la mayoría de los ciudadanos del mundo.

Pero, ¿qué es lo que ha facilitado el éxito del capitalismo, el hecho que la acumulación incesante de capital se haya mantenido de manera imperturbable y siempre creciente durante 500 años y, sobre todo, qué es lo que ha permitido que las víctimas de todo este proceso, la abrumadora mayoría de la humanidad, independientemente de sus intenciones subjetivas (destruir el capitalismo) objetivamente, en la práctica, haya transformado el enfrentamiento contra él en una  lucha por el acceso a la riqueza capitalista que raramente ha cuestionado el carácter de esa supuesta riqueza?

Es una pregunta que aborda un tema con muchas aristas, pero una serie de mitos que el sistema-mundo capitalista ha urdido en torno suyo ayudan a explicarlo, por eso se les ha propagado tan ruidosamente porque son necesarios para el funcionamiento del sistema-mundo moderno.

Para quien no tenga la paciencia o no disponga del tiempo para leer este ensayo permítasenos una sola cita donde el profesor Wallerstein lo resume:

“El problemas básico reside en la imagen que nos hacemos de cómo funciona el capitalismo. Dado que el capitalismo precisa que los factores de la producción –trabajo, capital y mercancías- fluyan libremente, suponemos que los capitalistas desean una libertad de circulación total, cuando en realidad lo que desean es una libertad de circulación parcial. Como el capitalismo funciona a través de los mecanismos del mercado, basados en la ‘ley’ de la oferta y la demanda, suponemos que requiere, y que los capitalistas desean, un mercado perfectamente competitivo, cuando lo que requiere y los capitalistas desean realmente son mercados que puedan utilizarse y eludirse al mismo tiempo, una economía que combine de forma adecuada la competencia y el monopolio. Como el capitalismo es un sistema que recompensa el comportamiento individualista, suponemos que requiere, o que los capitalistas desean, que todos actúen basándose en motivaciones individualistas, mientras que en realidad requiere y los capitalistas desean que tanto burgueses como proletarios incorporen una fuerte dosis de orientación social anti individualista a sus mentalidades. Como el capitalismo es un sistema construido sobre la base jurídica del derecho a la propiedad, suponemos que requiere y que los capitalistas desean que la propiedad sea sacrosanta y que el derecho a la propiedad privada se amplíe cada vez a más aspectos  de la interacción social, mientras que en realidad toda la historia del capitalismo ha supuesto un constante declive, no una ampliación, del derecho a la propiedad. Como el capitalismo es un sistema en que los capitalistas siempre han defendido el derecho a adoptar decisiones económicas por razones puramente económicas, suponemos que esto significa que son alérgicos a la injerencia política en sus decisiones, cuando en realidad siempre han pretendido, con toda coherencia, utilizar la maquinaria del Estado y han acogido con agrado la idea de la primacía de lo político” /2

El presente ensayo abordará algunos de los más ampliamente creídos, al menos de manera superficial.

1. La humanidad siempre avanza desde formas sociales inferiores hacia estructuras de organización social superiores e inexorablemente más progresistas en la supuesta escala del desarrollo social

La ciencia social, sobre todo desde fines del siglo XVIII e inicios del siglo XIX, con el surgimiento de la Ilustración se ha encargado de propagar la idea de una historia de la humanidad como por etapas, en un movimiento siempre ascendente, desde estructuras más imperfectas y menos desarrolladas hacia formas de organización sociales no solo superiores sino también más progresistas.

Así, como si de una escalera se tratara, para ésta concepción, que el sistema-mundo capitalista asumió como suya, la humanidad ha ido recorriendo varias etapas comenzando desde la comunidad primitiva de los primeros asentamientos humanos, pasando por el esclavismo, La Edad Media o feudalismo, hasta llegar al capitalismo /3, fin de la historia para la burguesía, aunque el mismo hombre (Fukuyama) que consideraba tras el derrumbe de los comunismos en la década de 1990 que la historia había llegado a su fin, admite en su último libro que después de todo la historia puede no haber acabado. 

Fue el marxismo a mediados del siglo XIX quien desarrolló hasta su extremo lógico esta teoría de la historia, siguiendo un curso supuestamente progresivo al agregar a esa presunta marcha objetiva del desarrollo social un nuevo peldaño que sucedería al capitalismo, al que Marx consideraba la formación social que “cierra la prehistoria de la sociedad humana” /4, y éste era el comunismo que como ya sabemos, en su Crítica del Programa del Gotha planteaba que el mismo a su vez se subdividía en tres estadios: el periodo de transito del capitalismo al socialismo, el socialismo y el comunismo.

Marx aportó a dicha concepción progresiva de la historia que colocaba a la clase obrera, los trabajadores y los oprimidos en general en su cúspide superior, el elemento objetivo que hacía posible el salto de una etapa a otra, que era el desarrollo de las fuerzas productivas: “Ninguna formación social [decía] desaparece antes de que se desarrollen todas las fuerzas productivas que caben dentro de ella, y jamás aparecen nuevas y más elevadas relaciones de producción antes de que las condiciones materiales para su existencia hayan madurado dentro de la propia sociedad antigua”/5, y Lenin, fiel continuador y desarrollador de la teoría marxista a inicios del siglo XX, convencido de ello también lo dejó plasmado, “El materialismo histórico de Marx es una enorme conquista del pensamiento científico. Al caos y la arbitrariedad que imperan hasta entonces en los puntos de vista sobre historia y política, sucedió una teoría científica asombrosamente completa y armónica, que muestra cómo, en virtud del desarrollo de las fuerzas productivas, de un sistema de vida social surge otro más elevado; cómo del feudalismo, por ejemplo, nace el capitalismo” /6

Esta concepción, según la cual la formación económica social del comunismo llegaría por evolución histórica fue confrontada por primera vez en la década de 1970 /7, por la perspectiva de sistemas-mundo de Immanuel Wallerstein. Ésta considera que hay tres formas o variedades históricas de sistema social cuya diferencia primordial estriba en la lógica fundamental en la distribución del excedente, así tenemos los minisistemas (su lógica es la “reciprocidad” en los intercambios); los “imperios-mundo” cuya lógica es la obtención de tributos de los productores directos que se envían al centro y de ahí se distribuyen a una delgada red de funcionarios; y las “economías-mundo” cuya lógica es la distribución desigual del excedente acumulado a favor de quienes pueden ejercer varios tipos de monopolios temporales en las redes de mercado, una lógica “capitalista”.

¿Qué relación se ha establecido entre ellos?, ¿cómo han coexistido?, ¿cuál ha predominado sobre el resto?, y sobre todo ¿ha existido una lógica sucesoria y determinista entre ellos? Para nada, lo que sí se puede afirmar como dice Wallerstein es que “durante el periodo comprendido entre, digamos, 8000 a. de n.e. y 1500 de n.e., coexistieron en el planeta múltiples sistemas históricos de las tres variedades. El imperio-mundo era la forma ‘fuerte’ durante esa época, ya que, doquiera que se extendiera, destruía y/o absorbía tanto minisistemas como economías-mundo y, cuando uno de ellos se contraía, dejaba espacio para que se volvieran a crear minisistemas y economías-mundo. Gran parte de lo que denominamos la ‘historia’ de este periodo es la historia de dichos imperios-mundo…Las economías-mundo eran una forma ‘débil’ que nunca sobrevivía mucho tiempo, ya que se desintegraban, se integraban o se convertían en un imperio-mundo (mediante la expansión interna de una sola unidad política).

“Alrededor del año 1500, una de esas economías-mundo se las arregló para no sufrir ese destino. El ‘sistema-mundo moderno’ nació, por razones que habría que explicar, de la consolidación de una economía-mundo, por lo que tuvo tiempo para alcanzar su pleno desarrollo como sistema capitalista. Debido a su lógica interna, esta economía-mundo capitalista se extendió más tarde hasta abarcar a todo el globo, y en ese proceso absorbió a todos los minisistemas e imperios-mundo existentes. Así hacía finales del siglo XIX existía por primera vez en la historia un único sistema histórico, nos encontramos todavía en esa situación” /8

Sin embargo, ese sistema que desde hace unos cien años llegó a copar todos los lugares disponibles de la tierra, gracias precisamente a su éxito, ha entrado desde las últimas décadas del siglo XX en una irresoluble crisis estructural al extinguirse los espacios que pueden garantizar la continuación de la realización de su esencia, la incesante acumulación de capital. Desde tal momento ha entrado en un período de caos y bifurcación que lo llevará a uno o varios sistemas en un periodo de 20-40 años.

¿Será mejor o peor el sistema y/o sistemas que los sustituirá? A diferencia del horizonte siempre ascendente y progresivo que han estimado hasta el momento tanto liberales como marxistas, la perspectiva de sistemas-mundo considera que dicho escenario está abierto y es incierto, “en situaciones caóticas derivadas de una bifurcación el resultado es inherentemente impredecible. No sabemos, no podemos saber, cómo terminará todo…  lo que sí sabemos es que el sistema presente no puede sobrevivir como tal. [Y que] Habrá un sistema que lo suceda, o varios” /9

Y aquí entra en funcionamiento lo que las situaciones caóticas ofrecen como “el lado amable de la historia” consistente en el hecho que, “cuando los sistemas se alejan mucho del equilibrio, cuando se bifurcan, las pequeñas fluctuaciones [entiéndase la actividad consiente y voluntariamente organizada de los distintos actores políticos] pueden tener efectos serios” /10 transformadores, conseguir inclinar la balanza de la historia en una u otra dirección, a diferencia de lo que ocurre cuando los sistemas funcionan normalmente en que, incluso las grandes fluctuaciones provocaban efectos relativamente pequeños, como fueron todas las revoluciones del siglo XX que vistas desde la distancia, a pesar de las grandiosas acciones  de masas que las acompañaron, por sus escasos resultados (hoy casi ninguna se mantiene en pie) “podrían percibirse como ‘fracasos’. Ciertamente [con el máximo de respeto y gratitud hacia todos aquellos que perdieron la vida en tan honesto esfuerzo]lograron menos en cuanto a transformación social de lo que sus partidarios esperaban” /11

Por eso, si hasta ahora, cuando el sistema funcionaba “normalmente” el determinismo estructural pesaba más que el libre albedrío individual y colectivo ahora, cuando la crisis estructural se agrava y avanza sin complejos cada vez más hacia un punto de no retorno, el factor del libre albedrío se vuelve fundamental

No podemos siquiera imaginar la multitud de pequeños detalles que tendrán un impacto crucial; es por ello que el momento es revolucionario y no reformista. En términos históricos será breve, pero irá acompañado de tal lucha política (dirimida en todos los campos) que podrá compararse con el infierno, pero en la tierra; y bello, por cuanto sí vencemos (algo que repetimos, dado que ha sido un mito que ha acompañado al sistema-mundo moderno desde hace dos siglos, no está asegurado) podremos hacer realidad los sueños de todos aquellos que a lo largo de la historia de este sistema, se han esforzado y entregado sus vidas por un mundo libre de explotación, donde cada cual reciba de la sociedad en la misma proporción que, con su trabajo, ha entregado a ella en cantidad y calidad.

 

2. Existió (en su momento se dijo existe) un sistema socialista mundial, distinto, contrapuesto y alternativa al capitalismo.

Uno de los mitos más grandes que se han difundido en el sistema-mundo moderno que más daño ha ocasionado a la lucha por la transformación del mismo y del que se han encargado de difundir a partes iguales tanto amigos como enemigos es la existencia paralela al sistema-mundo capitalista del sistema socialista mundial que, según sus defensores (que fueron todos a excepción de la perspectiva de sistemas-mundo) existió entre la década de 1950 y 1989 cuando implosionó.

El sistema-mundo moderno, como quedó dicho más arriba, convivió durante 400 años con otros sistemas históricos (economías-mundo e imperios-mundo, aunque primordialmente fueron del tipo de éstos últimos), transcurso de tiempo durante el cual los fue absorbiendo e incorporando a su órbita, proceso que en lo fundamental quedó concluido a fines del siglo XIX, fecha a partir de la cual no solo desapareció todo vestigio de sistema histórico diferente al sistema-mundo moderno, sino que se cerró toda posibilidad de surgimiento de otro sistema histórico distinto a éste.

El triunfo de una revolución de signo antisistémico en el antiguo imperio-mundo de los zares en Rusia en 1917 y la incorporación a la órbita soviética de aquellos países de Europa Oriental y Central liberados o ayudados a liberar por el Ejército Rojo en su avance hacia el Reichstag alemán, todos los cuales asumieron una serie de características comunes, muy similares al régimen soviético (medios de producción propiedad pública, economía burocráticamente coordinada y poder político monopolio de un solo partido, cuya ideología legitimadora es el marxismo), a los que se sumaron, después de sendas guerras de liberación, Corea del Norte, China, Vietnam y la isla de Cuba, también con las mismas características que los primeros, permitían agruparlos a todos como si fueran un solo bloque que distaba, como se demostraría años después, de ser monolítico, y creó ciertas evidencias objetivas (aunque engañosas) que llevaron a todos los analistas y científicos sociales a considerar como cierto el hecho de que había nacido desde las entrañas del capitalismo un nuevo sistema histórico que llamarían, orgullosamente unos (los marxistas) y despectivamente otros (los liberales) comunismo.

Fue en la década de 1970 en pleno apogeo de la tesis sobre la existencia de un sistema socialista mundial, contiguo al sistema-mundo capitalista, y cuando se decía que el mismo se había convertido en la fuerza motriz fundamental del desarrollo social, cuando la perspectiva de sistemas-mundo Immanuel Wallerstein plantea que no había una economía mundial socialista, algo muy distinto al hecho que había un cierto número de “movimientos socialistas que controlan ciertos aparatos de Estado en el seno de la economía-mundo [capitalista]” /12  que en su cénit llegó a gobernar una tercera parte del planeta.

En entrevista al profesor mexicano Carlos Antonio Aguirre Rojas en 1999, Immanuel Wallerstein recuerda las consecuencias que tuvo aquella tesis que rompía con un mito propalado por todo el mundo en aquel entonces a través de los manuales soviéticos y su editorial estrella para temas sociales (la Editorial Progreso) cuando afirmaba “la tesis nuestra que más reacciones en contra provocó por parte de la izquierda mundial, y que fue la idea que sostuvimos desde los años setentas fue que la Unión Soviética había sido parte de la economía-mundo capitalista, de manera integral y absoluta, durante toda su existencia” /13

¿Por qué considerar que el bloque de países socialistas que se estructuró a partir de la década de 1950, siguiendo el modelo soviético, y que luego se extendió a otros países tras la victoria de sus respectivos movimientos de liberación nacional (como Cuba, Vietnam, etc.) no constituyó en la práctica un sistema?

Wallerstein lo deja claro y con gran nitidez en 1982 en una serie de conferencias que impartió en Hawái y que se recogen en los tres primeros capítulos de su libro El Capitalismo Histórico, allí dice sin ambages de ningún tipo en lo que constituye todo un atrevimiento intelectual por el momento, el año y la época en que fue expresado:

“Uno de los puntos fuertes de los movimientos antisistémicos es que han llegado al poder en un gran número de Estados. Esto ha cambiado la política vigente en el sistema mundial. Pero este punto fuerte ha sido también su punto débil, dado que los llamados regímenes posrevolucionarios continúan funcionando como parte de la división social del trabajo del capitalismo histórico. Por tanto, han actuado, queriendo o sin querer, bajo las implacables presiones de la tendencia a la acumulación incesante de capital. La consecuencia política a nivel interno ha sido la continuada explotación de los trabajadores, aunque de una forma reducida y mejorada en muchos casos. Esto ha llevado a tensiones internas paralelas a las existentes en Estados que no eran «posrevolucionarios», y esto a su vez ha provocado la aparición de nuevos movimientos antisistémicos dentro de estos Estados. La lucha por los beneficios ha proseguido tanto en estos Estados posrevolucionarios como en todas partes, porque, dentro del marco de la economía-mundo capitalista, los imperativos de la acumulación han operado a lo largo del sistema. Los cambios en las estructuras estatales han alterado la política de la acumulación, pero todavía no han sido capaces de terminar con ella” /14

“En la medida en que estos movimientos [antisistémicos], una vez en el poder —lo mismo socialdemócratas que comunistas—, llevaron a la práctica las consignas estalinistas del «socialismo en un solo país», fomentaron necesariamente el proceso de mercantilización de todas las cosas que tan esencial ha sido para la acumulación global de capital. En la medida en que se mantuvieron dentro del sistema interestatal —y de hecho lucharon por mantenerse dentro de él frente a los intentos de desalojarlos— aceptaron y favorecieron la realidad a escala mundial de la dominación de la ley del valor. El «socialista» se parecía sospechosamente al taylorista desbocado” /15

En 1991, cuando ya el supuesto sistema socialista se había derrumbado, al preparar su volumen Geopolítica y Geocultura. Ensayos sobre el moderno sistema mundial, visto que el compendio de ensayos que lo integraba podían resultar obsoletos para el lector (el más reciente databa de septiembre de 1989) les aclaraba a los interesados que “es precisamente a raíz del ‘final de los comunismos’ que he elaborado este volumen: para exponer que éste no es un gran acontecimiento repentino e inesperado, sino parte de un proceso más amplio…”, del de la crisis y fenecimiento, pero del sistema-mundo capitalista/“moderno”, porque no había otro y los llamados países socialistas formaban parte de éste.

En el prefacio a la selección de los quince ensayos que conforman la obra, titulado Introducción: las lecciones de los ochenta, Wallerstein alerta de las falsas conclusiones que se extraían de aquel acontecimiento: tanto en el mundo (ex) comunista, los que aparentemente se alegraban de abandonar el sistema socialista para incorporarse al sistema capitalista esperanzados en que mejorarían su nivel de vida y riqueza, como a los países del llamado Tercer Mundo, donde muchos interpretaban el colapso del leninismo como un debilitamiento decisivo de estos países en su lucha contra el dominio económico de los países capitalistas ricos del norte.

A los primeros les decía que, “la suplantación de la magia del mercado por la magia de la planificación, en líneas generales no resultará un instrumento de bienestar económico más eficaz para estos estados de lo que ha sido la planificación, puesto que las principales dificultades económicas de estos estados provenían, y aún provienen, no de sus mecanismos económicos internos [intrínsecos al supuesto sistema socialista], sino de su posición estructural en la economía capitalista mundial” [es decir, del sistema-mundo capitalista del cual formaban parte]; y a los segundos les decía que, “en realidad la retórica soviética de los pasados cuarenta y cinco años sólo había contribuido de manera menor a la lucha de los países del Tercer Mundo. La debilidad de su posición se debía principalmente al funcionamiento continuado de la economía capitalista mundial, de manera secundaria a la ineficacia de sus estrategias de ‘desarrollo nacional’ y, sólo de manera terciaria, a la presente incapacidad (y a la mala disposición) de la URSS para apoyarlos”/16 ; en resumen: ninguno de los dos había perdido nada con la réplica de 1968, porque eso es lo que fue 1989, “continuación de 1968” /17

En 1992 (para seguir un orden cronológico) uno de los más lúcidos seguidores de la perspectiva de sistemas-mundo, el profesor y académico español José María Tortosa Blasco, traductor al castellano de El futuro de la civilización capitalista, y autor de su epílogo, en su libro Sociología del sistema mundial enfatiza en la postura de Wallerstein al subrayar que:

“1) Las partes del sistema favorecen la supervivencia del sistema total. Los países ‘socialistas’ son, efectivamente, diferentes de los ‘capitalistas’ (liberales), pero esa diferencia no es otra que su adaptación al sistema y su colaboración en su supervivencia. ‘Un Estado que posee colectivamente todos los medios de producción es meramente una empresa capitalista colectiva mientras siga participando –como tales Estados, de hecho, están obligados a seguir haciéndolo- en el mercado del world-system capitalista’.

2) El sistema es contradictorio y, por tanto, en su funcionamiento ‘normal’ produce y reproduce fuerzas antisistémicas. Los países ‘socialistas’ pueden ser tales, pero hay que reconocer que es imposible alcanzar el socialismo a escala nacional. Lo máximo que puede ser es sociedades que muestren valores que serán los dominantes en el futuro ya que ‘vivimos en los primeros estadios de la transición del capitalismo al socialismo’. Pero nada más.

3) El world-system está formado por fuerzas que constantemente lo reproducen y, al mismo tiempo, por fuerzas que dificultan su preservación. Ambas fuerzas no son eternas: lo que hoy reproduce, mañana puede ser estéril; lo que hoy se opone, mañana puede ser sustituido por algo distinto” /18

En 1997 Wallerstein fue muy contundente al respecto cuando planteó, en la primera (¿El fracaso de los sueños, o el paraíso perdido?) de tres conferencias impartidas en la Universidad de Auckland, Nueva Zelanda, cuya versión revisada se pueden leer en Utopística o las opciones históricas del siglo XXI, quizás de la manera más diáfana que lo haya dicho nunca que, con la desaparición de los comunismos ni habían fracasado los sueños ni se había perdido el paraíso de aquellos que aspiraban a la transformación del sistema-mundo capitalista ya que:

“Los estados que figuran dentro de este sistema son instituciones del mismo, así que cualquiera que sea su forma particular, responden de alguna manera a la premisa de su impulso capitalista. Por lo tanto, si por revolución entendemos que un Estado antes feudal se convierte en capitalista, o que un Estado antes capitalista se convierte en socialista, el término no tiene ningún significado operativo y es una descripción engañosa de la realidad. Para ser exactos, hay muchas clases posibles de regímenes políticos, y no hay duda de que a las personas que viven en un Estado en particular les importa muchísimo la naturaleza de ese régimen.

Pero estas diferencias no han cambiado, el hecho básico fue que todos estos regímenes han sido piezas de la maquinaria del moderno sistema mundial, es decir, de la economía-mundo. Y tampoco podría haber marcado una diferencia antiguamente. Puedo oír las objeciones. Las he oído muchas veces. ¿Cómo afirmar que los antiguos estados socialistas (o los que siguen estando regidos por partidos marxistas-leninistas) eran (o son) capitalistas? ¿Cómo asegurar que los estados que están aún bajo el régimen de jerarquías tradicionales son capitalistas?

Yo no afirmo nada porque no creo que los estados puedan tener esas atribuciones. Lo que sí aseguro es que estos estados se localizan dentro de un sistema mundial que opera con una lógica capitalista, y que si las estructuras políticas, o las empresas, o las burocracias del Estado intentan tomar decisiones en términos de alguna otra lógica (y desde luego que lo hacen con frecuencia), tendrán que pagar un precio muy alto. El resultado será que cambiarán su modo de operar o bien perderán poder o capacidad para afectar al sistema. Me atrevo a sugerir que la lección más clara que podemos aprender de la llamada caída de los comunismos — aunque yo no acepto que lo sea sólo porque los partidos comunistas ya no están en el poder— es que la supremacía de la ley de los valores ha operado de manera eficaz en estas áreas. Creo que ya operaban sobre esta base desde hace mucho tiempo.

La refutación constante que oímos en contra de esa descripción de los llamados regímenes socialistas es que quizá sea cierta, pero no tenía que serlo. Ésta es la apreciación que afirma que estos regímenes eran impuros, inadecuadamente socialistas, hasta traidores al sueño. Tampoco acepto esta afirmación. La mayor parte de los revolucionarios tratan ciertamente de ser revolucionarios al principio de sus esfuerzos como tales. Muchos de los regímenes revolucionarios realmente tratan de cambiar el mundo. No traicionan sus ideales. Descubren que, como individuos y como regímenes, las estructuras del sistema mundial los restringen a comportarse en cierta forma y dentro de determinados parámetros o de lo contrario, pierden toda capacidad de ser actores importantes en ese sistema mundial. Y así, tarde o temprano, doblegan sus intenciones a la realidad” /19

El estudioso de la teoría del valor Anselm Jappe no ve la Unión Soviética como un estado socialista con una estructura económica diferente, sino parte integrante del mundo capitalista al que ligaba su suerte y con el que perdió la lucha de competencia siguiendo sus mismas reglas de juego, “El derrumbe de la URSS [afirma] no demuestra la superioridad de la economía de mercado, de la cual aquella formaba parte, sino que evidencia que esta es una carrera cuyo número de participantes de reduce constantemente, a causa de la necesidad de un empleo cada vez mayor de tecnologías para poder producir a un coste competitivo, y que los excluidos acaban en la miseria” /20

Y para concluir volvemos al profesor Wallerstein con una afirmación sentencial sobre el tema: “Lo primero y lo más importante que hay que recordar en una valoración de este tipo es que el movimiento socialista mundial, y de hecho todas las formas de movimientos antisistémicos, así como todos los estados revolucionarios y/o socialistas, han sido productos íntegros del capitalismo histórico. No han sido estructuras externas al sistema histórico, sino la excreción de unos procesos internos de ese sistema. Por consiguiente, han reflejado todas las contradicciones y limitaciones del sistema. No podían ni pueden hacer otra cosa”.

“Sus defectos, sus limitaciones, sus efectos negativos forman parte del estado de cuentas del capitalismo histórico, no de un hipotético sistema histórico, de un orden mundial socialista, que todavía no existe. La intensidad de la explotación del trabajo en los estados revolucionarios y/o socialistas, la negación de las libertades políticas, la persistencia del sexismo y del racismo, tienen mucho más que ver con el hecho de que estos estados continúan estando situados en zonas periféricas y semiperiféricas de la economía-mundo capitalista que con las propiedades peculiares de un nuevo sistema social. Las pocas migajas que han existido en el capitalismo histórico para las clases trabajadoras se han concentrado siempre en las áreas del centro. Esto sigue siendo cierto de forma desproporcionada” /21

3. El capitalismo es un sistema que opera través de la competencia en un mercado libre en el que la maquinaria política juega un papel neutral, garantizando el cumplimiento de unas “reglas de juego” limpio entre los actores económicos

Si el mito más peligroso propalado por el sistema-mundo capitalista, por sus efectos engañadores acerca de la transformación real del sistema, es el de la existencia en su momento de un sistema socialista mundial paralelo al sistema capitalista, el más conocido y aceptado como verosímil, de todos los que se han difundido del capitalismo es su consideración como una sociedad de mercado que funciona a través de la libre competencia.

Sin embargo, la imagen del capitalismo como una “economía competitiva” es una descripción falsa de cómo funciona en la práctica, “la economía-mundo capitalista, tras 400-500 años de funcionamiento, no ha materializado todavía la existencia de un mercado libre, de una fuerza de trabajo libre, de una tierra absolutamente transmisible mercantilmente o de flujos de capital irrestrictos, ni tampoco creo que los materialice nunca, ya que a mi entender la esencia del modo de producción capitalista es la libertad parcial de los factores de la producción. Sólo en un sistema-mundo socialista se alcanzará la verdadera libertad (incluido el libre flujo de los factores de producción). Esto es precisamente lo que decía Marx cuando hablaba de pasar del ‘reino de la necesidad al reino de la libertad’” /22

Pero, ¿por qué un mercado libre es contraproducente con el capitalismo y en qué sentido, pese a ello, el mercado sigue desempeñando un importante papel en el funcionamiento del mismo?

Wallerstein considera que “el mercado libre es enemigo mortal de la acumulación de capital. El mercado libre hipotético, tan caro a las elucubraciones de los economistas, un mercado con múltiples compradores y vendedores, todos los cuales tienen información perfecta, sería por supuesto un desastre desde el punto de vista capitalista. ¿Quién podría hacer dinero en él? El capitalista se vería reducido al ingreso del proletario hipotético del siglo XIX, viviendo de ‘la ley de hierro de los beneficios en un mercado libre’, apenas lo suficiente para sobrevivir. Sabemos que no es así como funciona, pero eso se debe a que el mercado que realmente existe no es en absoluto libre” /23

Sin embargo, aun siendo primordial el monopolio para el capitalismo, el mercado ocupa una destacada función en el mismo “pero sólo como un mecanismo por el cual algunos productores/vendedores buscan constantemente deshacer los monopolios de los otros” /24   porque “el verdadero lucro, el tipo de ganancias que permite la acumulación interminable de capital en serio, sólo es posible con monopolios relativos, por el tiempo que duren” /25 , ya que “en una situación de ausencia  de competencia, quienes realizan la venta pueden obtener un beneficio elevado o, también se podría decir, retener una elevada proporción del plusvalor generado en toda en toda la cadena mercantil de la que forma parte el segmento monopolizado [tanto es así]“que cuanto más cerca esté una empresa de monopolizar  un tipo espacio-temporal concreto de transacción económica, más elevada será su tasa de beneficio, y menor cuanto más auténticamente competitiva sea la situación del mercado”, y esa es la causa que “el capitalismo nunca haya conocido una libertad de empresa generalizada” /26

Como el mercado libre tiende a socavar los monopolios, dado que el alto grado lucrativo de sus actividades atraerá a otros empresarios interesados en apropiarse también de pingües ganancias y, como el mismo mercado impone muy escasas limitaciones a la llegada de nuevos competidores (sólo el de la eficiencia) y, como ésta en la práctica puede ser alcanzada por otros, “las limitaciones a la entrada de otros competidores realmente significativas son obra únicamente del estado, o mejor dicho de los estados” /27 , por lo que éstos, lejos de la retórica que se dice de los mismos, no juegan un papel neutral en el sistema-mundo capitalista, por el contrario, a través de las tarifas aduaneras, las patentes, la política impositiva y actuando en algunas actividades como monopsonistas son jueces parciales que inclinan la balanza hacia uno u otro grupo. Por eso es que, como dice Wallerstein, tanto el mito del libre flujo de los factores de la producción como la no interferencia de la maquinaria política del Estado en el “mercado” son solo eso quimeras, leyendas que se ha tejido en torno suyo el moderno sistema mundial, “de hecho, el capitalismo se define por el flujo parcialmente libre de los factores de producción y la interferencia selectiva de la maquinaria política en el ‘mercado’” /28

 

4. El grado de desarrollo capitalista se mide por el nivel de proletarización alcanzado

Históricamente, y esto es algo aceptado tanto por liberales como por marxistas, porque eso han tenido los mitos del sistema-mundo moderno que han sido deglutidos por todos, se ha considerado que el nivel de desarrollo del capitalismo, el grado de su “pureza”, en un continente, Estado o región se medía, no sólo por las restricciones que podían pesar sobre la libertad de competencia entre productores libres que en un mercado también libre disponen del trabajo y las mercancías, asimismo libres para su compra venta, sino por la preponderancia en el conjunto de vínculos laborales de la relación trabajo asalariado como la descripción más precisa y acorde a la norma capitalista.

Está claro que la historia del sistema-mundo capitalista ha estado acompañada de un proceso cada vez mayor de proletarización, de personas que obtienen sus ingresos en forma de salario, pero ello no significa que la situación de los obreros libres que trabajan por un salario en empresas de productores libres sea una situación mayoritaria en el mundo moderno. El capitalismo como sistema-mundo lo que lo caracteriza es el “desarrollo de diferentes formas de control del trabajo” /29, siendo el trabajo “libre” una más y no necesariamente la mayoritaria forma de control del trabajo en este sistema histórico. Dicho con palabras del profesor Wallerstein “el trabajo libre es, en efecto, un carácter definitorio del capitalismo, pero no el trabajo libre en todas las empresas productivas” /30

Es por ello que a lo largo y ancho de la economía-mundo capitalista, desde hace 500 años cuando ésta se circunscribía solo a la economía-mundo europea, como hoy cuando ocupa todo el planeta, podemos encontrarnos tanto obreros libres como personas que realizan trabajo obligado, siervos, esclavos, semiesclavos, etc.; en resumen “amplias áreas de trabajo asalariado y no asalariado, amplias áreas de productos mercantilizados y no mercantilizados, amplias áreas de formas de propiedad y capital enajenable y no enajenable” /31, siendo la “combinación o mezcla de lo denominado libre y no libre la característica definitoria del capitalismo como sistema histórico” /32

“Cuando el trabajo sea libre por doquier, ya no estaremos en el capitalismo, tendremos socialismo” /33

Por esa característica peculiaridad del sistema-mundo moderno (tal vez única entre los sistemas históricos) de mezclar lo libre y lo no libre, no es extraño encontrarnos, aún en el siglo XXI, 49 millones de esclavos, 250 millones de niños trabajando (de ellos 8 millones como esclavos), centenares de millones que lo hacen sin derecho a la seguridad social y/o la jubilación, o simplemente en la economía informal, arrendatarios y subarrendatarios sin tierra y/o vivienda, prestatarios en condiciones usureras, etc., ante el asombro y el rubor de las clases medias occidentales cuya ingenuidad o el cinismo de su ideología socialdemócrata los lleva a considerar dicho fenómeno como una anomalía o aberración y no como la norma sistémica, gracias a la cual, dichas clases medias y la oligarquía financiera mundial (en conjunto una séptima parte de la población del globo) se apropia de la mayor parte del excedente mundial producido.

5. Todos los ciudadanos en el sistema-mundo capitalista gozan de una igualdad de derechos

El primer elemento lógico que constatamos al estudiar el sistema-mundo capitalista es que, dado que la esencia y fuerza motriz que lo mueve es la incesante acumulación de capital, para el mismo “resulta imperativo proclamar y desarrollar una ideología universalista como elemento fundamental” /34 de la misma.

Ello significa que el capitalismo está interesado (y necesitado) de integrar universalmente todas las regiones económicas, actividades productivas y poblaciones del planeta, no importa su color, lengua y cultura en un todo único, integrando toda esta diversidad en una sola división mundial del trabajo que trae como resultado la buscada favorable consecuencia de que en cada lugar en la ejecución de la actividad dada puedan utilizarse las personas más competentes y colocar en las distintas funciones profesionales a la fuerza de trabajo más adecuada.

Sin embargo, ese principio universalista el capitalismo no puede aplicarlo a todas las facetas sistémicas, no puede aplicarlo, por ejemplo, a la distribución mundial de ingresos, puesto que una característica básica del mismo es la disparidad global en la apropiación mundial del excedente, por eso, además de crear en la apropiación del plusvalor una estructura tripartita a nivel de la economía-mundo capitalista, con claras y nítidas delimitaciones entre las zonas centrales, semiperiféricas y periféricas, el capitalismo ha “etnizado” la fuerza de trabajo, esto es que “variando con el lugar y el momento, dependiendo de la localización de los pueblos y razas en un espacio y tiempo concretos y de las necesidades de la economía en ese momento y lugar ha existido una jerarquía de ocupaciones y remuneraciones relacionadas con ciertos criterios supuestamente sociales que ha tenido como finalidad que grandes sectores de la fuerza de trabajo reciban salarios muy bajos” /35; lo mismo ha ocurrido con el “invento” del ama de casa que “no trabaja”, que se contenta con llevar la casa, que no figura como fuerza de trabajo activa, pero cuya “aportación de trabajo no asalariado ‘compensa’ el bajo nivel de ingresos salariales representando, en la práctica, una subvención indirecta a los patronos efectuada por los asalariados pertenecientes a esos hogares” /36

 La primera de estas ideologías es el racismo, la segunda el sexismo y ambas garantizan la naturaleza desigual de este sistema, pese a que el carácter integrador de los principios universalistas del capitalismo debieran proporcionar un marco en el que todos los individuos gocen de las mismas oportunidades.

Pero, ¿qué es lo que ha ocurrido para que un sistema como la economía-mundo capitalista que ha continuado invariablemente (como todos los sistemas históricos anteriores) distribuyendo las recompensas desigualmente, aparezca ante la óptica de sus ciudadanos como todo lo contrario, o al menos un sistema en el que los privilegios que afloran son percibidos como derivados del “mérito”, frutos del esfuerzo individual, la capacidad de trabajo, abnegación y constancia de sus miembros, por tanto, “más aceptables, moral y políticamente que los adquiridos gracias a la herencia” /37?

Esto se debe a que “las dos principales doctrinas ideológicas que han surgido en la historia de la economía-mundo capitalista -el universalismo, por un lado, y el racismo-sexismo, por otro- no son opuestos, sino una pareja simbiótica…su ‘dosificación correcta’ ha hecho posible el funcionamiento del sistema, siguiendo un zigzag ideológico” /38

 Como es de suponer resulta complicado mantener una dosis adecuada de ambas ideologías, el equilibrio entre ambas ha sido históricamente débil, y en efecto así fue “hasta que los nazis llevaron el racismo a su conclusión lógica, su versión extrema, y avergonzaron al mundo occidental hasta levarlo a su repudio teórico y formal, aunque sólo parcial, del racismo” /39, sin poder extirparlo ya que el mismo es un  elemento constitutivo de la economía-mundo capitalista como sistema histórico.

A consecuencia de lo anterior la realidad es que “la creación y recreación de comunidades y grupos raciales y/o étnicos, nacionales y religiosos es continua en el sistema-mundo capitalista. Siempre están presentes y siempre clasificados jerárquicamente, pero no siempre son exactamente los mismos. Ciertos grupos pueden desplazarse en la clasificación; algunos pueden desaparecer o unirse con otros, y los hay que se desgajan dando lugar a nuevos grupos. Pero entre ellos siempre hay algunos individuos que son ‘negros’. Si no hay negros, o si su número es excesivamente reducido, siempre se pueden inventar ‘negros blancos’.

Este tipo de sistema -un racismo constante en forma y ponzoña, aunque un tanto flexible en sus fronteras- hace sumamente bien tres cosas. En primer lugar, permite ampliar o contraer la cantidad de individuos disponibles para las ocupaciones económicas peor pagadas y menos gratificantes según las necesidades de cada zona espacio-temporal concreta. Propicia y recrea permanentemente comunidades sociales que en realidad socializan a sus hijos para que puedan desempeñar, a su vez, las funciones que les corresponden (aunque, desde luego, también les inculcan formas de resistencia). Por último, ofrece una base no meritocrática para justificar la desigualdad. Merece la pena subrayar este último aspecto. Precisamente por ser una doctrina antiuniversalista, el racismo ayuda a mantener el capitalismo como sistema, pues justifica que a un segmento importante de la fuerza de trabajo se le asigne una remuneración muy inferior a la que le correspondería según sus méritos” /40

En resumen, la peculiaridad principal que hace singular la desigualdad del capitalismo como sistema histórico es que, al tiempo que incorpora ciudadanos a su engranaje productivo los relega apartándolos paradójicamente al unísono que  los engloba, “una de las  fórmulas elementales  en la  cual se basa nuestro propio  sistema  histórico, la economía-mundo capitalista, es mantener gente afuera  mientras mantiene gente adentro. Es menos paradójica de  lo que parece y, de hecho, es la clave para comprender cómo  funciona el sistema.   También es una diferencia específica de este sistema  histórico que  lo  distingue de los  anteriores, los  cuales normalmente partieron del  principio  de  incluir a algunas personas y excluir  a  otras” /41, eso es lo que hace un mito el hecho de que el capitalismo facilita el movimiento social y el ascenso a peldaños superiores en la escala de estamentos, grupos y clases sociales.

6. La unidad doméstica básica del capitalismo es el núcleo doméstico proletario

Los mitos que crea el sistema-mundo capitalista para asegurarse un clima favorable y seguro que legitime ante los ojos de los ciudadanos la polarizante y excluyente acumulación incesante de capital están muchos estrechamente entrelazados, derivándose unos de otros, tal es el caso del mito acerca del núcleo doméstico proletario como la unidad básica del capitalismo. Sí el grado de desarrollo capitalista esta supuestamente determinado por el nivel de proletarización alcanzado, también es de suponer que el capital en su incesante afán por reinvertirse nuevamente, aspira colocarse en aquellas regiones en las que la mayoría de los miembros de las unidades domésticas generan sus ingresos de fuentes provenientes del trabajo asalariado, por desprenderse que son regiones con una mayor desarrollo mercantil, por tanto, con un capitalismo más puro, pero no es así, “desde el punto de vista del empleador de trabajo asalariado, resulta preferible, ceteris paribus, emplear a personas menos dependientes de los ingresos salariales (llamémoslas unidades domesticas semiproletarias). Un trabajador asalariado perteneciente a una unidad doméstica semiproletaria está más dispuesto a aceptar un salario bajo, ya que cabe suponer que obtiene, mediante la autoexplotación, otras formas de ingreso compensatorias. Cuanto más proletaria (esto es, dependiente del salario) sea la unidad doméstica, más obligado se ve el trabajador individual a procurarse salarios altos (el llamado salario vital). Por eso es por lo que vemos, en momentos de estancamiento en la economía mundo, la reubicación de industrias de una zona a otra. Se desplazan ante todo para reducir los costes salariales, gracias a las estructuras de las unidades domésticas prevalecientes en la zona a la que se desplazan”/ 42

De hecho, los bajos salarios que permiten a los capitalistas la apropiación de una proporción mayor del excedente producido, “sólo son posibles porque los asalariados pertenecen a estructuras de unidades domésticas para las que los ingresos salariales sólo constituyen una parte relativamente reducida del total de ingresos de la unidades domésticas” /43

El capitalismo en su ansia acumulativa tiende a proletarizar las unidades domésticas, pero paradójicamente esto se vuelve contra él lo que explica que al concluir una fase expansiva, huya hacia zonas donde predominen núcleos domésticos semiproletarios /44

RC - postaporteñ@ 1669 - 2016-09-25 11:28:31
postaporteñ@_______________________________

Mitos del sistema-mundo capitalista/?moderno? parte 2

7. El desarrollo económico es posible alcanzarlo a nivel nacional

El desarrollo económico a nivel de los Estados que conforman el sistema interestatal del sistema-mundo capitalista, o lo que se ha dado en llamar desarrollo económico nacional, es la acción más perseguida, el hecho económico que mayor empeño a movilizado y la tarea a la que más energía se le ha dedicado de todas cuantas actividades se han llevado a cabo en la historia del mundo moderno; labor que ha sido intensa, sobre todo, en los últimos cien años.

No obstante, todo el derroche de recursos, tiempo y actividad política desplegada en pos de alcanzarlo los resultados han sido nefastos, precisamente porque lograr el desarrollo económico nacional dentro de los marcos de la economía-mundo capitalista es imposible, por tanto un mito; el que aún siendo así, sigue consumiendo una ingente e innecesaria cantidad de fuerzas hoy en día.

Pero, ¿por qué el desarrollo económico a nivel nacional es imposible alcanzarlo dentro de los límites de la economía-mundo capitalista?, ¿qué es lo que se desarrolla entonces?, ¿cómo considerar el salto, tanto cuantitativo como cualitativo, que algunos Estados experimentan en los principales indicadores económicos del momento y época dada?

El desarrollo económico nacional es imposible conseguirlo porque “es   inútil analizar los procesos de   desarrollo social de nuestras múltiples ‘sociedades’ (nacionales) como si fuesen estructuras autónomas, de   evolución interna, pues  fueron y son de hecho en primer lugar   estructuras creadas por procesos de escala mundial y moldeadas como reacción a   ellos…es el sistema-mundo y no las ‘sociedades’ separadas, lo que ha estado en ‘desarrollo’”/45

Sin embargo, hemos visto que en el sistema-mundo en los últimos 250 años se han expandido las zonas centrales (las más beneficiadas en la apropiación del excedente mundial producido) produciéndose cierto ensanchamiento de las mismas, ¿cómo interpretar ese fenómeno que algunos lo han visto posible sobre la base de, el país en cuestión,  haber creado un patrón encausado hacia las exportaciones o bien aislándose de forma autárquica?

Al respecto, en una extensa pero esclarecedora explicación Wallerstein dice:

“Pero antes de contrastar el modelo orientado a  las  exportaciones con  el   modelo  de  desvinculación,   preguntémonos   primero  si   este escenario  de  verdad  refleja   con   precisión  lo  ocurrido.   Existe  otra manera  de  entender  la  historia  mundial   de  1750-1950.   En  lugar  de verla   como  el   relato  de   una   sucesión  de   iniciativas   de   desarrollo nacional   exitosas,   podríamos  verla   como  el   relato  de  la  expansión secular   de   la   economía-mundo   en   su   conjunto.   Le   recuerdo   dos aspectos  de  tal   estructura  analizada:   una  polarización  de  las   zonas que  se  ha  acentuado  con  el   tiempo, y la expansión  constante de  las fronteras   exteriores  del   sistema.   Lo   que   ha   estado  sucediendo  me parece bastante sencillo. El incremento del alcance geográfico de las operaciones condujo  a  un aumento  en  las   poblaciones dentro  de  la economía-mundo. Se  las incorporó con el  fin de crear segmentos de bajo costo, generadores -pero no retenedores- de  plusvalor, de  las cadenas  de  mercancía  mundiales.   Dado  que  dichos  segmentos  crecieron de  manera absoluta.   Su  desarrollo  debía  significar que había un crecimiento paralelo de otros segmentos de  estas cadenas de mercancía.   Y  si   los primeros  segmentos  retenían  poca  plusvalía, en  consecuencia  los   demás   retenían  más.   Si   las   zonas  centrales  no  hubieran aumentado  su  tamaño (y por ende su  geografía) al   mismo  tiempo que  las  zonas  periféricas,   el sistema  no habría  sido  capitalista”.

“El   hecho  de  que  en   1950  muchos   más  lugares  geográficos   parecieran  haberse ‘desarrollado’ en comparación con  1750 no  es debido  a que  una  o  dos  decenas  de  estados hubieran  ‘desarrollado’  su economía ‘nacional’  Una  o  dos  decenas  llegaron  a  abarcar  los   frutos   principales   de   la   expansión   y   el   desarrollo   de   la   economía-mundo  capitalista en  su  conjunto.   Los estados de la OCDE no ‘alcanzaron’   su   ‘desarrollo   nacional’,   se   les   ‘impuso’.   Lo   que   se desarrolló  fue  la  economía-mundo  capitalista;   fue   como  si   hubiera una  mancha creciente de tinta de plusvalor acumulado que se  extendiera a  las  partes  cercanas del  secante.   Que  esto  se  registrara  en  las cuentas  nacionales  de  un  país en  vez  de  otro  no  necesaria  o  principalmente  se  debe  a  las   políticas de dicho  país”.

“La  situación de verdad  ha   cambiado en  la actualidad.   La  geografía  de  todo  el sistema ya  no  puede  expandirse,   por lo  tanto  el  alcance   geográfico   del   centro   tampoco   puede   extenderse.   Un   cambio notable  en  el   cual  las   áreas  geográficas  se  asemejen  a  las  zonas  centrales  requerirá  más que nunca un juego  donde  nadie  gane.   Si  entra una  nueva  zona,   una  zona  antigua  debe  salir.   Esto  siempre  fue   cierto  en  parte,   pero  sólo  en  parte,   debido  a  la  expansión  general  del sistema. Ahora es  completamente cierto.   Si  en  los  próximos   años China,   la  India o  Brasil de verdad  se  ‘nivelaran’,   un  gran  segmento del   resto de  la  población  de  este  sistema-mundo  tendría  que  decaer como lugar  de  acumulación  de  capital.   Esto  se  cumplirá  sin  importar si China,   la India o  Brasil  ‘se  nivela’   mediante la  desvinculación, la orientación  a  las  exportaciones o cualquier otro  método;  se  cumplirá  siempre  y cuando  los  estados,   a  manera  individual, busquen maneras de desarrollarse. Nivelarse implica  competencia y ésta  significa  que  el   desarrollo  de  un   país en  última  instancia será  a expensas  de  otro”/46

Y concluye tajante: “El desarrollo  nacional  es  hoy por hoy una ilusión,   sin  importar qué  método se  defienda y utilice”/47

En cuanto a la última pregunta que nos hacíamos, qué explicación darle a aquellos países que han operado saltos, a veces espectaculares, algunos incluso en lapsos muy breves de tiempo  en lo que ha dado en llamarse por antonomasia desarrollo, debemos decir que los mismos se han debido sobre todo a factores geopolíticos: ese es el caso de Japón, Corea del Sur y Taiwán.

En el caso de Japón, aunque hasta la segunda guerra mundial ostentaba un elevado nivel de desarrollo, no es menos cierto también que “¿A qué ritmo se habría recuperado la economía japonesa, si los Estados Unidos no se hubiesen encontrado reconstruyendo Japón como base industrial para la guerra de Corea y luego otra vez durante la guerra de Vietnam después de 1965? Los norteamericanos financiaron la duplicación de la producción industrial japonesa entre 1949 y 1953, y no es ninguna casualidad que 1966-1970 fuese para Japón el periodo de máximo crecimiento: no menos de un 14,6 por ciento anual”/48 ; y en el caso de los otros dos países alcanzaron tan altos niveles de desarrollo sólo en medio de feroces dictaduras militares, violaciones flagrantes de los derechos humanos, libertades civiles y un cercenamiento brutal de los derechos de los trabajadores, y todo ello sobre la base de hacer frente al pujante ejemplo que emanaba de la Revolución china y de la indómita Corea del Norte.

Esas han sido las verdaderas causas por las que estos países han logrado ingresar en el primer mundo y han sido, como se ha podido ver, tan excepcionales que tan insólito hecho no ha podido reeditarse por ningún otro país ni en la misma Asia ni en América latina o África.

 Con respecto a la ilusión que se han montado todos aquellos países que abandonaron el llamado sistema socialista /49, en cuanto a que, suplantando la planificación por los mecanismos de mercado alcanzarían más elevados niveles de desarrollo hay que decir que han extraído “falsas conclusiones, por cuanto que el mercado en líneas generales no resultará un instrumento de bienestar económico más eficaz para estos estados de lo que ha sido la planificación, puesto que las principales dificultades económicas de estos estados provenían ( y aún provienen) no de sus mecanismo económicos internos, sino de su posición estructural en la economía capitalista mundial”/50

Lo mismo puede decirse para los países del Tercer Mundo, donde también se extrajeron “falsas conclusiones” del impacto que tendría la desaparición del socialismo sobre sus expectativas y esperanzas de desarrollo ya que, “muchos interpretaban el colapso del leninismo como un debilitamiento decisivo de estos países en su lucha contra el dominio económico del norte, cuando en realidad la retórica soviética de los pasados cuarenta cinco años [Wallerstein escribe esto en 1991]sólo había contribuido de manera menor en la lucha de los países del Tercer Mundo. La debilidad de su posición actual se debe principalmente al funcionamiento continuado de la economía capitalista mundial, de manera secundaria a la ineficacia de sus estrategias de ‘desarrollo nacional’ y, sólo de manera terciaria, a la presente incapacidad (y a la mala disposición) de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas para apoyarlos” /51

En cuanto a la pretendida aspiración de las regiones pobres del planeta de conseguir el nivel de desarrollo alcanzado por el grupo de países que integran el centro de la economía-mundo capitalista, algo extensivo también a aquellas fuerzas progresistas y revolucionarias del mundo asimismo empeñadas en obtener para los sectores pobres y excluidos del planeta el mismo nivel de consumo de las clases medias occidentales hay que decir que, además de quimérica “la ‘apropiación periférica de la modernidad’ es un anzuelo envenenado, es la ilusión de reproducir los supuestos logros culturales de la civilización burguesa de manera independiente o enfrentando a Occidente, cuando el esclavo imita al amo o pretende regenerar a su comunidad adoptando-adaptando sus fundamentos ideológicos lo que consigue es bloquear la creatividad revolucionaria de su base social (así lo demuestra la experiencia histórica del siglo XX, desde los avatares burocráticos de la historia soviética hasta llegar al realismo burgués de los dirigentes chinos, pasando por los diversos nacionalismos más o menos ‘socialistas’ o capitalistas del Tercer Mundo), cree haber encontrado el hilo de Ariadna que le permitirá salir del laberinto, se aferra al mismo y marcha triunfalmente hacia la salida... en realidad se ha aferrado a la cola del diablo quien astutamente lo deriva hacia pasadizos aún más siniestros”/52

8. La existencia de tres ideologías: conservadurismo, liberalismo y socialismo, opuestas, contrarias e irreconciliables entre sí.

Las ideologías son un fenómeno del mundo moderno, surgieron en el siglo XIX cuando a raíz de la Revolución francesa  “…dos principios nuevos: la normalidad del cambio político y la soberanía del pueblo…arraigaron en la conciencia popular  en forma tan rápida y profunda  que ni el Thermidor  ni Waterloo pudieron reemplazarlos…pero estos dos principios, en sí y por sí, eran muy revolucionarios en sus implicaciones para el sistema mundial. Lejos de asegurar la legitimidad de la economía-mundo capitalista amenazaban con deslegitimarla  a largo plazo. Fue con el objeto de contener esas ideas subsumiéndolas en un todo mayor, por lo que los marcos del sistema mundial sintieron la necesidad urgente de elaborar e imponer una Geocultura mayor. La elaboración de esa Geocultura mayor adoptó la forma de un debate sobre ideologías…la trinidad de las ideologías que se desarrollaron en el siglo XIX –conservadurismo, liberalismo y socialismo- eran en realidad respuestas a una sola pregunta: en vista de la amplia aceptación de los dos conceptos de la normalidad del cambio y la soberanía popular, ¿cuál sería el programa político con más probabilidades de asegurar la buena sociedad?”/53

Posiblemente no haya existido un mito sobre el mundo moderno que haya echado tanto mantra sobre los objetivos, verdaderas intenciones y resultados en el accionar de la economía-mundo capitalista como aquel que dice que existen tres ideologías: conservadurismo, liberalismo y socialismo, antagónicas y antitéticas, contradictorias e incompatibles entre sí. En realidad ha existido una sola ideología, la liberal/54, ya que “con el tiempo, los programas tanto conservadores como socialistas, actuando por separado pero en formas complementarias, han sido los responsables de la aplicación del programa liberal, pero mucho más que los propios Liberales con L mayúscula. Es por eso por lo que al tiempo que la ideología liberal triunfaba los partidos liberales tendían a desaparecer”/55

¿Cómo se ha dado este proceso?

Pues a través de un proceso donde los conservadores se hicieron liberales (el llamado conservadurismo liberal) y los socialistas y radicales se hicieron liberales (el llamado liberalismo socialista). “Las alianzas entre conservadores y socialistas, más improbables, fueron originalmente simples tácticas pasajeras. Pero cabe preguntarse si no se podría pensar en los diversos ‘totalitarismos’ del siglo XX como una forma más perdurable de esta alianza, en el sentido de que instituyeron una forma de tradicionalismo que era a un tiempo populista y social. Si así fuese, estos totalitarismos serían una forma más en la que el liberalismo siguió ocupando el centro del escenario, como la antítesis de un drama maniqueo. Detrás de esta fachada de inmensa oposición al liberalismo se encuentra un componente central de las demandas de todos estos regímenes, la misma fe en el progreso por medio de la productividad que ha sido el evangelio de los liberales. De esta manera podemos llegar a la conclusión de que incuso el conservadurismo socialista (o el socialismo conservador) fue, en cierto modo, una variante del liberalismo…su forma diabólica. En cuyo caso, ¿no sería correcto llegar a la conclusión de que desde 1789 ha habido sólo una verdadera ideología –el liberalismo- que ha exhibido sus colores en tres versiones principales?” /56

No existe duda alguna que para los conservadores, pese a su retracción, era ganancioso aplicar el programa liberal, ya que una de las tendencias seculares que se desarrollaron paralelamente en el decursar del sistema-mundo moderno ha sido la del avance indetenible del proceso de democratización, por eso antes de permitir que las fuerzas antisistémicas transformaran el sistema en un mundo más igualitario y justo, era inteligente consentir una serie de reformas al mismo, aunque con “la máxima cautela, sólo cuando el clamor en su favor fuera  abrumador, y aún entonces emprenderlas con un mínimo de alteración”, lo cual era en síntesis la aplicación de los postulados liberales que se pueden sintetizar  como “ni muy rápido ni muy despacio, sino el cambio a la velocidad precisa…sin mucha claridad en el programa sino haciendo más bien su énfasis en el proceso” /57, pero que los socialistas (o radicales) que si estaban interesados en el cambio auténtico y en el desmantelamiento lo más rápido posible de las estructuras desigualitarias del mundo moderno llevaran a efecto el programa liberal era más inconcebible y desde luego inimaginable, pero han sido quizás los que mejor y con más vehemencia han aplicado la hoja de ruta liberal, en efecto así fue en el periodo comprendido entre 1945 y 1989 cuando en sus diferentes variantes ocuparon el poder prácticamente en casi todos los estados del sistema-mundo capitalista.

Son muchos los ejemplos, pero solo ilustraremos con algunos muy significativos que ha existido una sola ideología: el liberalismo.

1. El periodo comprendido entre el final de la segunda guerra mundial y la caída del Muro de Berlín en 1989, aunque hubo muchas guerras calientes y millones de muertos, se conoce como el periodo de la guerra fría. Esa etapa de la historia de la humanidad fue “vendida” a la opinión pública como el enfrentamiento entre la Unión Soviética que defendía a los pobres y marginados del capitalismo y EE. UU. que representaba a los ricos y explotadores. ¿Qué dijo en 2014 uno de los portavoces de los dueños del sistema-mundo moderno, el Secretario de Estado norteamericano John Kerry, precisamente de la guerra fría en tono añorante, comentando el atascadero geopolítico en que se había convertido la situación en Ucrania?  “Tal vez no era muy evidente para los grandes dirigentes de la época, pero durante la guerra fría todo era más fácil que hoy, digamos que era más simple” /58

¿Qué quiso decir Kerry? Que contrariamente a lo que se suponía, de que la Unión Soviética representaba a las fuerzas de izquierda en el mundo, después de la segunda guerra mundial ésta se coligó con EE. UU. acordando entre ambos respetar el status quo salido de ella, algo que quedó rubricado en los Acuerdos de Yalta, mediante el cual la Unión Soviética controlaba aproximadamente un tercio del mundo y EE. UU. el resto. Los dueños de la economía-mundo capitalista quedaron por fin a salvo de una tercera parte de las clases peligrosas del mundo, precisamente de aquellas que habían demostrado ser las más radicales, militantes e insurgentes, y el resto del planeta con una combinación de palo y zanahoria quedó sometido por la potencia hegemónica del sistema. Razón tenía Wallerstein cuando en 1991 afirmaba que “¡La guerra fría era la pax americana! La guerra fría ha terminado; por consiguiente, la pax americana ha tocado ya a su fin” /59

2. El otro ejemplo tiene que ver con unas recientes declaraciones del Sr. Marino Murillo integrante del selecto grupo que conforma el Buró Político del Partido Comunista de Cuba al frente de la implementación de la reforma económica cubana con una clara advertencia a todos los cubanos de lo que significará la “actualización del modelo socialista”, nombre que se le ha dado a la actual  fase de reestructuración de la economía en la Isla.

“Si la productividad del trabajo no crece, no se puede pagar [más]salario. Si no hay respaldo productivo no se puede pagar [más], si se reparte salario sin respaldo productivo prepárense para la subida de los precios. Si no se crea la riqueza no se puede pagar más.

(…) Las empresas tienen la costumbre de que cuando están con pérdidas, se viran al estado para que le dé el dinero, se acabó, solo se da en casos muy excepcionales.

Las empresas con pérdidas a veces se unen y si son dos con deudas, donde quiere que vayan tendrán sus deudas. Hay que producir con eficiencia, no hay otro modo de proteger la economía” /60

Si no se dijera que estas palabras fueron dichas por alguien que es miembro del Buró Político de un partido comunista, ¿cabría alguna duda que salieron de la boca de un competente y entendido capitalista que procura la máxima rentabilidad y eficiencia para su empresa y sabe cómo conseguirla?, ¿cuántas veces a lo largo de 500 años de existencia del sistema-mundo capitalista los trabajadores que han recibido un salario por el pago de una parte de su trabajo, han escuchado de la boca de su capitalista, razonamientos análogos a los que en la Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba, el ejecutor de la reforma económica cubana ha lanzado como mensaje a toda la clase obrera y trabajadora de la mayor de las Antillas?

Con esto no queremos demeritar el extraordinario papel de la Revolución cubana en la historia reciente y su gran contribución al acervo de lucha de los movimientos antisistémicos, pero lo dicho demuestra que  “Una vez que estos movimientos se han hecho con el poder político en las estructuras estatales, su comportamiento ha dejado más que desear, dado que las presiones sobre ellos para que cambien sus tendencias antisistémicas, tanto desde fuera como desde dentro de los movimientos, se han incrementado de forma geométrica” /61

Y para no abandonar Cuba, ¿por qué en el actual proceso de reincorporación de la isla a la economía-mundo capitalista, de la que fue parcialmente proscrita durante medio siglo, ha sido desechado para conducir dicho proceso unos elementos tan conocidos para el capital como la llamada disidencia, cuya incondicionalidad a los poderes económicos mundiales le ha valido dos Premio Sájarov, alguna de cuyas figuras (como las Damas de Blanco) tanto esmero y laboriosidad ha llevado su creación mediática?

¿Por qué unos radicales socialistas integrantes todos de un histórico partido comunista, ex guerrilleros de Sierra Maestra muchos de ellos (como Raúl Castro, Leopoldo Cintra, Ramiro Valdés y Marino Murillo) han sido preferidos por el gran capital como los interlocutores y ejecutores de la reinserción de Cuba al capitalismo mundial, en detrimento de leales conservadores al estilo Manuel Cuesta Morúa, Martha Beatriz Roque o Elizardo Sánchez Santa Cruz de reconocida probidad y sobre todo con un curriculum vitae de mayor credulidad para los dueños del mundo moderno?

Todo ello se debe a lo que hemos venido planteando, los conservadores y los socialistas (más que los propios Liberales) han sido los más sobresalientes en llevar a efecto el programa liberal de la burguesía mundial, y allí donde el conservadurismo liberal no ha estado mejor posicionado, ni ha sido el más indicado para llevar a punto el programa liberal, ha sido esa especie de liberalismo socialista los preferidos (la eminencia gris) de los grandes acumuladores de capital, para asegurar el orden y la tranquilidad que tan magna tarea sistémica exige.

Los socialistas liberales cubanos han demostrado  tal nivel de confianza para los dueños de la economía-mundo capitalista que la base aérea de San Antonio de los Baños, sede del insignia regimiento de cazas la Guardia Playa Girón, será gestionada por los operadores de esa economía-mundo en aras de la necesidad de atender centenares de vuelos adicionales que la demanda de millones nuevos turistas plantea ante una infraestructura actual insuficiente /62

3. El otro ejemplo es el accionar del Partido Comunista de la Federación Rusa (PCFR) hoy en día; un contundente caso que revela lo que hoy significa la que supuestamente es la más importante organización llamada a transformar el capitalismo en los antiguos países socialistas: “Anatoli Baranov, que trabajó para el PCFR, es el autor de una buena definición de este partido: ‘El Partido Comunista no es un partido comunista, es el monopolio de una licencia para proporcionar servicios de oposición a la población’. Si un grupo de ciudadanos quiere organizar una protesta contra el aumento del precio de los billetes de autobús, pongamos por caso, no recibirá autorización salvo que vaya al PCFR y lo haga a través de él [éste si recibirá autorización]. Pero el PCFR controlará la protesta” /63

Notas

1. Wallerstein, Immanuel. La decadencia del imperio. EE.UU. en un mundo caótico. Editorial Txalaparta. Tafalla. España. 2005. Página 255.

2. Wallerstein, Immanuel. La burguesía concepto y realidad. Capítulo XXI del libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Editorial Akal.2004. Página 310. Negritas de Wallerstein.

3. Marx no estaba en desacuerdo con tal periodización; en el Prólogo a la Contribución a la Crítica de la Economía Política solo introdujo a la misma el modo de producción asiático, una forma de esclavismo, pero colectivo, a diferencia del que floreció, por ejemplo, en Europa. “A grandes rasgos, podemos designar como otras tantas épocas de progreso en la formación económica de la sociedad el modo de producción asiático, el antiguo, el feudal y el moderno burgués”.

4. Marx, C.  Prólogo a la Contribución a la Crítica de la Economía Política.   https://www.marxists.org/espanol/m-e/1850s/criteconpol.htm

5. Ibídem

6. Lenin, V.I. Tres fuentes y tres partes integrantes del marxismo.

7. En 1986 el camarada Fidel Castro, una de las figuras más lúcidas de la segunda mitad del siglo XX, aún estaba convencido de ella: “hoy, como ayer, como mañana y como siempre, nada podrá detener la marcha de la historia, y ninguna fuerza en el mundo será capaz de encadenar indefinidamente la dignidad y la libertad humanas”. Castro, F. Discurso en la VIII Cumbre del Movimiento de Países No Alineados. Harare. Zimbabwe. 2 septiembre 1986. Negritas nuestras.

8. Wallerstein, Immanuel.El análisis de los sistemas-mundo. Capítulo VIII del libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Editorial Akal.2004. Página 143. Negritas de Wallerstein.

9. Wallerstein, Immanuel. ¿La difícil transición, o el infierno en la tierra? Capítulo 2 de Utopística o las opciones históricas del siglo XXI. Versión revisada de las conferencias Sir Douglas Robb impartidas en la Universidad de Auckland, Nueva Zelanda, los días 16, 22 y 23 de octubre de 1997.

10. Ibídem.

11. Ibídem.

12.Wallerstein, I. El moderno sistema mundial. La agricultura capitalista y los orígenes de la economía-mundo europea en el siglo XVI. Tomo I. Editorial siglo XXI. 2ª Edición. Madrid 2010. Pág. 94.

13. Aguirre Rojas, Carlos Antonio. Immanuel Wallerstein: Crítica del sistema mundo capitalista (Estudio y entrevista a Immanuel Wallerstein. Editorial Era, 2004. Negritas resaltadas tomadas del original. El autor desea agradecer la cordialidad y sobre todo la confianza que depositó en mí el compañero Aguirre Rojas al facilitarme dicha obra, cuando aún era un niño adolescente en el estudio de la perspectiva de sistemas-mundo y la obra toda del querido compañero Immanuel Wallerstein.

14. Wallerstein, Immanuel. El capitalismo histórico. Editorial Siglo XXI. España 2012. 2ª Edición. Página 59.

15. Ibídem. Página 72.

16. Wallerstein, Immanuel. Geopolítica y Geocultura. Ensayos sobre el moderno sistema mundial. Editorial Kairós. 2007. Página 10.

17. En 1991 precisamente Wallerstein junto a Terence K. Hopkins y Giovanni Arrighi titularon una ponencia con éste título 1989, la continuación de 1968 elaborada para el XI Coloquio Internacional sobre Economía-Mundo, Stamberg, 28 al 30 de junio 1991 y publicado en Review, Vol XV Nº 2. Primavera de 1992, una revista del Fernand Braudel Center.

18. Tortosa, José María. Sociología del sistema mundial. Editorial Tecnos. Madrid. 1992. Pág. 68. El autor desea dejar constancia del agradecimiento al profesor José María Tortosa por habernos enviado el libro de regalo y estimularnos al encuentro del otro gran seguidor de la perspectiva de sistemas-mundo, el también estimado y querido profesor Carlos Antonio Aguirre Rojas en nuestro afán de estudiar la obra de Immanuel Wallerstein.

19. Wallerstein, Immanuel. ¿El fracaso de los sueños, o el paraíso perdido? Capítulo 1 de Utopística o las opciones históricas del siglo XXI Versión revisada de las conferencias Sir Douglas Robb impartidas en la Universidad de Auckland, Nueva Zelanda, los días 16, 22 y 23 de octubre de 1997. Negritas resaltadas por el autor.

20. Jappe, Anselm. El absurdo mercado de los hombres sin cualidades. Editorial Pepitas  de Calabaza. Logroño. España. 2009. Página 38.

21. Wallerstein, Immanuel. El capitalismo histórico. Editorial Siglo XXI. España 2012. 2ª Edición. Página 88-89.

22. Wallerstein, Immanuel. Modernización: requiescat in pace. Capítulo VI del libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Un análisis de sistemas-mundo. Editorial Akal. 2012. Página 117. Subrayados de Wallerstein.

23. Wallerstein, Immanuel.¿ESTADOS? ¿SOBERANÍA? Los dilemas de los capitalistas en una época de transición. Discurso principal pronunciado en la Conferencia “State and Sovereignty in the World Economy”, Universidad de California en Irvine, 21-23 de febrero de 1997. El mismo forma parte del Capítulo 4 del libro Conocer el mundo, saber el mundo: el fin de lo aprendido. Una ciencia social para el siglo XXI. Editorial Siglo XXI. Primera edición en español 2001 (primera en inglés 1999). Páginas 67-87.

24. Wallerstein, Immanuel. La decadencia del imperio. EE.UU. en un mundo caótico. Editorial Txalaparta. Tafalla. España. 2005. Página 198.

25. Wallerstein, Immanuel. ¿ESTADOS? ¿SOBERANÍA? Los dilemas de los capitalistas en una época de transición.

26. Wallerstein, Immanuel. La burguesía: concepto y realidad. Capítulo XXI del libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Un análisis de sistemas-mundo. Editorial Akal 2012. Página. 313.

27. Wallerstein, Immanuel. ¿ESTADOS? ¿SOBERANÍA? Los dilemas de los capitalistas en una época de transición.

28. Wallerstein, Immanuel. Las tres hegemonías sucesivas en la historia de la economía-mundo capitalista. Capítulo XVI del libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Un análisis de sistemas-mundo. Editorial Akal 2012. Página 246.

29. Wallerstein, Immanuel. África en un mundo capitalista. Capítulo IV del libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Un análisis de sistemas-mundo. Editorial Akal 2012. Página. 73.

30. Wallerstein, I. El moderno sistema mundial. La agricultura capitalista y los orígenes de la economía-mundo europea en el siglo XVI. Tomo I. Editorial siglo XXI. 2ª Edición. Madrid 2010. Página. 179.

31. Wallerstein, Immanuel. El análisis de los sistemas-mundo. Capítulo VIII del libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Un análisis de sistemas-mundo. Editorial Akal 2012. Página 145.

32. Ibídem. Página 146.

33. Wallerstein, I. El moderno sistema mundial. La agricultura capitalista y los orígenes de la economía-mundo europea en el siglo XVI. Tomo I. Editorial siglo XXI. 2ª Edición. Madrid 2010. Página. 180.

34. Wallerstein, Immanuel. Las tensiones ideológicas del capitalismo: universalismo frente a racismo y sexismo. Capítulo XXII del libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Un análisis de sistemas-mundo. Editorial Akal 2012. Página 323.

35. Ibídem. Página 322-323.

36. Ibídem. Página 323.

37. Ibídem. Página 321.

38. Wallerstein, Immanuel. La cultura como campo de la batalla ideológica del sistema-mundo moderno. Capítulo XVII del libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Un análisis de sistemas-mundo. Editorial Akal 2012. Página  256.

39. Wallerstein, Immanuel. Las insuperables contradicciones del liberalismo: los derechos humanos y los derechos de los pueblos en la geocultura del sistema mundial moderno. Capítulo VIII del libro Después del liberalismo. Editorial Siglo XXI. México. 2011. Página 155.

40. Wallerstein, Immanuel. Las tensiones ideológicas del capitalismo: universalismo frente a racismo y sexismo. Página 323.

41. Wallerstein, Immanuel. El legado de Myrdal: racismo y subdesarrollo como dilemas. Capítulo 6 del libro Impensar las ciencias sociales. Límites de los paradigmas decimonónicos. Editorial Siglo XXI. Segunda Edición en español 1999.

42. Wallerstein, Immanuel. Las unidades domésticas como instituciones de la economía-mundo. Capítulo XV del libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Un análisis de sistemas-mundo. Editorial Akal 2012. Página 235-236.

43. Wallerstein, Immanuel. Las tensiones ideológicas del capitalismo: universalismo frente a racismo y sexismo. Capítulo XXII del libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Un análisis de sistemas-mundo. Editorial Akal 2012. Página 323.

44. Resulta interesante la relación entre la unidad doméstica semiproletaria y aquellas regiones de la economía-mundo capitalista  con un mayor potencial revolucionario, así como el nivel de proletarización alcanzado en la unidad doméstica y la potencialidad revolucionaria del trabajador asalariado, pero se sale de los marcos del presente ensayo. Para una profundización mayor sobre el mismo recomendamos: en el primer caso, la Parte II. La capacidad de reemplazo de la fuerza de trabajo del magistral ensayo de Win Dierckxsens Población Fuerza de Trabajo y Rebelión en el siglo XXI. (Disponible en https://archive.org/stream/poblacionfuerzad00dier#page/84/mode/2up, a los interesados podemos facilitarles en formato Word el texto íntegro; y en el segundo caso el ensayo de Wallerstein Fanon y la clase revolucionaria. Capítulo 2 del libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Un análisis de sistemas-mundo. Páginas 31-48.

45. Wallerstein, Immanuel. ¿Desarrollo de la sociedad o desarrollo del sistema-mundo? Capítulo 5 del libro Impensar las ciencias sociales. Límites de los paradigmas decimonónicos. Editorial Siglo XXI. Segunda Edición. 1999.

46. Wallerstein, Immanuel. Desarrollo: ¿Cinosura o ilusión? Capítulo 7 del libro Impensar las ciencias sociales. Límites de los paradigmas decimonónicos. Editorial Siglo XXI. Segunda Edición. 1999.

47. Ibídem

48. Hobsbawm, Eric. Historia del siglo XX. Editorial Crítica. Barcelona. 2009. p. 278. También Jorge Beinstein hace un gran aporte al esclarecimiento de la madeja que tanta confusión ha traído  con el ascenso mostrado por algunos países de Asia oriental y Extremo Oriente en las últimas décadas: “Desde los años 1970 se sucedieron las ilusiones referidas a las emergencias capitalistas no occidentales, desde el milagro japonés, pasando por los tigres y dragones de Asia (Corea del Sur, Taiwán, etc.) hasta llegar a China. En todos esos casos era evidente que las expansiones industriales-exportadoras que lideraban los desarrollos ‘milagrosos’ se apoyaban en las necesidades de los mercados occidentales o de mercados periféricos fuertemente dependientes de esas demandas por consiguiente el deterioro de dichos mercados golpea a los capitalismos no-occidentales”; y hoy en día “potencias periféricas como Rusia y China no están en condiciones de reordenar, en el sentido burgués del término, el desorden causado por la decadencia occidental desarrollando nuevos espacios capitalistas jerarquizados en remplazo de los viejos espacios agonizantes, no son fuerzas negentrópicas del sistema sino zonas capitalistas resistentes sumergidas también ellas en la decadencia global. Intentan frenar los manotazos que contra sus intereses lanza el imperio pero al resistir, contragolpear o avanzar sobre los flancos débiles del adversario contribuyen al ‘desorden’ general, bloquean las tentativas de recomposición del dominio occidental del mundo y de ese modo agravan la degeneración global capitalismo”.  Beinstein, Jorge. Del fin del comienzo al comienzo del fin. Capitalismo, violencia y decadencia sistémica. Disponible en http://beinstein.lahaine.org/b2-img/Beinstein_violencia.pdf

49. Extensivo también a los que dicen no haberlo abandonado, pero que, sin embargo, han abrazado también en mayor o menor medida más o menos disimuladamente los principios de oferta y demanda en su economía, como Vietnam y Cuba, por ejemplo.

50. Wallerstein, Immanuel. Geopolítica y Geocultura. Ensayos sobre el moderno sistema mundial. Editorial Kairós. Barcelona. Página 10.

51. Ibídem Pág. 10.

52. Beinstein, Jorge. Del fin del comienzo al comienzo del fin. Capitalismo, violencia y decadencia sistémica. Negritas del texto original. Disponible en http://beinstein.lahaine.org/b2-img/Beinstein_violencia.pdf

53. Wallerstein, Immanuel. Las insuperables contradicciones del liberalismo: los derechos humanos y los derechos de los pueblos en la geocultura del sistema mundial moderno. Capítulo 8 del libro Después del liberalismo. Editorial Siglo XXI. México. 2011. Página 149-150.

54. En su libro Capitalismo histórico y movimientos antisistémicos. Un análisis de sistemas-mundo. Página 396 Wallerstein da esta definición breve de qué es el liberalismo: “una ideología y movimiento de reformismo racional centrista, cuyo momento histórico de gloria quedó atrás”. Y en el acostumbrado comentario bimensual 329 del 20 de mayo de 2012 hace extensivo dicho análisis del liberalismo como la “vía media, el ‘centro vital’” al conjunto de los sistemas parlamentarios occidentales cuando dice: “En los sistemas parlamentarios occidentales, las elecciones siempre tienen que ver con el centro. La situación estándar es aquélla en que hay dos partidos dominantes –uno situado un poco hacia la derecha del centro y otro un poco hacia la izquierda del centro. Hay diferencias entre las políticas que estos partidos emprenden cuando están en el cargo, pero hay enormes similitudes. La elección nunca refleja una división política profunda. Más bien se trata de recentrar el centro –que debe considerarse el punto de apalancamiento en el subibaja entre partidos.

Es más rara la situación donde se repudia el centro, y por tanto hay un repudio de los dos partidos principales que giran en torno al centro. Un resultado así arroja la política nacional a trastornos importantes, y también tiene un impacto considerable fuera del país”

https://www.binghamton.edu/fbc/commentaries/archive-2012/329en.htm

55. Wallerstein, Immanuel. Las insuperables contradicciones del liberalismo: los derechos humanos y los derechos de los pueblos en la Geocultura del sistema mundial moderno. Capítulo 8 del libro Después del liberalismo. Editorial Siglo XXI. México. 2011. Página 152.

56. Wallerstein, Immanuel. El Moderno sistema mundial. El triunfo del liberalismo centrista, 1789-1914. Tomo IV. Editorial Siglo XXI. Primera edición. México. 2014. Página 43.

57. Wallerstein, Immanuel. Las insuperables contradicciones del liberalismo: los derechos humanos y los derechos de los pueblos en la Geocultura del sistema mundial moderno. Capítulo 8 del libro Después del liberalismo. Editorial Siglo XXI. México. 2011. Página 150-151.

58. Todo era más simple en la guerra fría: John Kerry. La Jornada, México, 23 abril 2014. Disponible en http://www.jornada.unam.mx/2014/04/23/mundo/023n3mun

59. Wallerstein, Immanuel. Geopolítica y Geocultura. Ensayos sobre el moderno sistema mundial. Editorial Kairós. Barcelona. Pág. 11. En su trabajo conjunto con Georgi Derluguian De Iván el Terrible a Vladimir Putin: Rusia en la perspectiva del sistema-mundo Wallerstein dice esto: “Desde el punto de vista geopolítico, después de 1945, la URSS pasó a ser esencialmente corresponsable –junto con EE. UU. – de la pacificación duradera de la Europa ya dividida, así como de Asia hasta cierto punto. Además, al inspirar y ayudar a fortalecer a una serie de Estados en desarrollo que prosperaron bajo el auspicio de la superpotencia en la era de la Guerra Fría, la URSS contribuyó de manera significativa a la contención de disrupciones violentas en la periferia, que hoy resurgieron bajo la forma de movimientos fundamentalistas, señores de la guerra y mafias transnacionales. De ahí que la Guerra Fría haya representado una era de paz y prosperidad para una parte creciente de la humanidad”. Revista Nueva Sociedad Nº 253. Septiembre-octubre 2014. http://www.rebelion.org/docs/191056.pdf

60. Marino Murillo: Creció la economía cubana 4,7 % en el Primer Semestre.

Sitio web Cubadebate 15 de julio 2015. Disponible en http://www.cubadebate.cu/noticias/2015/07/15/marino-murillo-crecio-la-economia-cubana-47-por-ciento-en-el-primer-semestre/#.V9LorTVDO1t

61. Wallerstein, Immanuel. El capitalismo histórico. Editorial Siglo XXI. España 2012. 2ª Edición. Página 89.

62. Anuncian concesión del Aeropuerto José Martí de La Habana. Diario cubano Granma 3 de agosto de 2016. Disponible en

http://www.granma.cu/cuba/2016-08-03/anuncian-concesion-del-aeropuerto-

jose-marti-de-la-habana-03-08-2016-15-08-41. Luis Toledo Sande denunciaba como los paletos y catetos dirigentes comunistas cubanos, llevaban en sus coches de “adorno” la bandera estadounidense; es decir no sólo la ostentan particulares en sus motos, vehículos de motor, indumentaria, etc., sino “también la llevan algunos vehículos del sector estatal, incluso de organismos centrales”. http://www.cubadebate.cu/opinion/2016/09/21/se-trata-

de-simbolos/#.V-Pr_jVDO1s, y todo el mundo lo sabe la cuestión no es solo de símbolos. ¿Olvidaron los cuadros revolucionarios cubanos aquello que decía Pedro Albizu Campos sobre esa misma bandera: “Bandera de los Estados Unidos, yo no te saludo porque aunque sea cierto que tú eres el símbolo de una patria libre y soberana, en mi país representas la piratería y el pillaje”?

63. La sociedad rusa se encuentra en un estado de “tolerancia depresiva”. Entrevista Borís Kagarlitsky realizada por Ángel Ferrero. Revista Sin Permiso 9 abril 2016 Disponible en http://www.sinpermiso.info/textos/la-sociedad-rusa-

se-encuentra-en-un-estado-de-tolerancia-depresiva-entrevista

RC - postaporteñ@ 1669 - 2016-09-25 11:28:20
postaporteñ@_______________________________

Verdad y justicia por los 43 compas estudiantes de Ayotzinapa

un crimen de Estado

Este lunes 26 se cumplen dos años de aquella madrugada en la que desaparecieron 43 estudiantes de Ayotzinapa

Hace dos años ocurrió en Iguala la desaparición forzada de los normalistas de Ayotzinapa, atrocidad que sin lugar a dudas constituye una de las mayores afrentas a la conciencia ética y jurídica de la humanidad, cuya tipificación corresponde a uno de los crímenes previstos en el Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional.

Desde entonces se ha hecho evidente que el gobierno encabezado por Enrique Peña Nieto no quiere alcanzar la verdad ni está dispuesto a llevar ante la justicia a los responsables directos y por cadena de mando. Se trata, pues, de un oprobioso crimen de Estado, cobijado por la impunidad crónica, sistemática y estructural de la que han hecho gala los gobernantes desde la matanza de Tlatelolco.

La Asociación Nacional de Abogados Democráticos (ANAD) exige que cese ese flagrante ataque a los derechos humanos de las víctimas y a las vigas maestras del estado constitucional de derecho, que se instrumenten las recomendaciones vertidas en el informe final de GIEI y que se castigue a los culpables de este abominable crimen de lesa humanidad.

¡Vivos se los llevaron, vivos los queremos!

 

MÉXICO 26 de Septiembre Día Nacional de los Desaparecidos

MITIN EN EL ÁNGEL DE LA INDEPENDENCIA 11 am 

El lunes 26 de septiembredel Ángel de la Independenciaal Zócalo,...

Convoca YA BASTA ¡!!!

VERDAD Y JUSTICIA POR AYOTZINAPA

Verdad y justicia por los 43 compas estudiantes  de Ayotzinapa

 

 

La dictadura ahora es la democracia

Chile: “40 Voces, 40 Años”

CARLOS PÉREZ "La dictadura real es la del capital transnacional"

Carlos Pérez es Profesor de Estado en Física y académico de la Universidad de Chile y de la universidad ARCIS. Dicta cátedra de epistemología de la ciencia y ha publicado libros sobre materias diversas como Una nueva Antipsiquiatría (2012), Sobre la condición social de la Psicología (1996) y Sobre Hegel (2006), entre otros títulos.

Nadie es héroe para siempre, se aprovechan del su pasado o del pasado de sus padres para ser CORRUPTOS y serviles al capital trasnacional  ya la banca internacional ;  canallas valiéndose de haber sido víctimas  hace 40 años… , esas credenciales ya no sirven, ahora  son cómplices de la entrega de patas y manos  al capital

 Y Ustedes  Basuras son la continuidad de la Dictadura  que ahora se llama Democracia

VEA VIDEO 

https://youtu.be/535gwWC0eBg

EnvióPelusa

 

blog  http://postaportenia.blogspot.com

  twiter @PostaPortenia

 Facebook La Posta Porteña Garcia

posta - postaporteñ@ 1669 - 2016-09-25 10:36:20
postaporteñ@_______________________________

CRISIS, CRISIS, CRISIS III

Siguiendo el hilo de los dos anteriores artículos y hablando del espacio revolucionario, de revoluciones, de situaciones contrarrevolucionarias, no revolucionarias, pre – revolucionarias, etc., Nos preguntamos: ¿En qué momento una crisis coyuntural se transforma en estructural? ¿Cómo diferenciamos las derrotas tácticas de las derrotas estratégicas? ¿En qué momento lo advertimos?

Un ‘’veterano’’ compañero nos decía hace unos 10 años, ‘’no tengo ninguna duda, que en Rusia, hay células obreras preparando la nueva revolución socialista, y ésta vendrá con más fuerza y corrigiendo errores de la vieja revolución bolchevique’’. También nos agregaba, ‘’lo mismo sucederá en Nicaragua donde la clase trabajadora junto al campesinado, retomarán las banderas de la revolución Sandinista, y no cometerán los mismos errores de alianzas con la burguesía que los llevó a una derrota transitoria, coyuntural’’.

Pues bien, nuestra vida es muy ‘’corta’’ en el marco de procesos revolucionarios. Vale decir, podremos vivir en promedio 70 años, y seguramente, no veamos grandes transformaciones en ese lapso de nuestra vida. De hecho la revolución rusa ‘’duró’’ – por así decirlo – 73 años. Hay pueblos que hace siglos luchan por su liberación. Aun así, se desarrollan enormes luchas en varias partes del mundo, pero no todas – o muy pocas – tienen un VERDADERO Y REAL OBJETIVO ANTICAPITALISTA.

Y pregunto: ¿no será que perdimos la oportunidad histórica de transformar revolucionariamente el mundo – en favor de los explotados – a partir de 1917?Teniendo en cuenta el proceso Soviético y todos los que vinieron después, que en mayor o menor medida ‘’aportaron’’ para la reconstrucción del capitalismo.

En este re – bautizado país llamado Uruguay, parece haber muchas – demasiadas – ‘’cosas’’ estructurales. Quizá venimos atrasados 100 años. O 200 años. Si como dice Marx: ‘’la lucha de clases es el motor de la historia’’, nosotros, aquí, venimos en ‘’bicicleta’’

Un pueblo, una clase trabajadora, mayoritariamente ‘’reformista’’ y ‘’conservadora’’. Con el mayor respeto y cariño a todos/as los compañeros/as que han tenido a lo largo de la historia una VERDADERA CONCEPCIÓN REVOLUCIONARIA Y ANTICAPITALISTA. Siempre, siempre siendo una minoría. Testimonial. Además, habiendo ‘’conocido’’ infinidad de compañeros, - que se organizaron en diferentes formas – y desde épocas inmemoriales, con una ‘’aparente’’ concepción revolucionaria, pero, que, en definitiva era REFORMISTA. REFORMISTAS MÁS RADICALES Y REFORMISTAS MÁS CONSERVADORES O MODERADOS

 

AQUELLAS AGUAS, TRAJERON ESTOS LODOS

 

En aras de la tan mentada UNIDAD, hemos ‘’evitado’’ discusiones, análisis, estudios, síntesis, para no generar ‘’¿divisiones?’’. Hemos ‘’rebajado’’ programas, hemos ‘’flexibilizado’’ posiciones, hemos postergado proyectos estratégicos en aras de ‘’avanzar’’ en lo táctico, y/o viceversa. Y siempre, siempre, fuimos ‘’grupos’’ minoritarios, con poca, escasa, o nula intervención ‘’real’’ en la lucha de clases. Coordinaciones, acuerdos, efímeros. Sin llegar al seno de las clases explotadas. Casi sin presencia real. De masas. De debates en ámbitos donde el pueblo trabajador pudiera ver realmente las diferencias entre reformistas y revolucionarios. Nos ‘’perdimos’’ y terminamos aprobando posturas reformistas para….avanzar. Las ‘’masas’’ no se dieron por ‘’enteradas’’.

Casi desde siempre, las alianzas entre ‘’reformistas y revolucionarios’’, los reformistas terminaron ‘’aplastando’’ a los revolucionarios. Y los revolucionarios terminamos siendo estigmatizados, perseguidos, ‘’condenados’’ por todos. En muchos casos ‘’cooptados’’ y en algunos ‘’comprados’’.

Los reformistas, los conservadores, los reaccionarios, los ‘’fachos’’, y por relación directa, EL PUEBLO EXPLOTADO. En el seno del pueblo, individualmente, nos observan con ‘’cierto’’ respeto. Mínimo. Básico. Por la coherencia, consecuencia, ‘’autoridad moral’’. Pero en ámbitos colectivos, casi nunca apoyan nuestras posiciones anticapitalistas, antiimperialistas, revolucionarias. Y….es entendible.

La ‘’pinza’’ ejercida entre reformistas, falsos revolucionarios, conservadores, reaccionarios, es comprensible la desconfianza. Si bien la confianza se sustenta en el control, también, esa confianza o desconfianza se ‘’determina’’ por los ‘’éxitos’’. Cortoplacistas. Economicistas.

Muchas veces ‘’militamos’’ en contra de la propiedad privada y a favor de los privados de propiedad. O en sectores más avanzados, en la propiedad social, colectiva. Pero….en el fondo, estamos defendiendo ‘’la propiedad privada’’, cuando pretenden ‘’expropiarnos’’. Eso es válido. Muy importante

Pero…..en el fondo, hasta los más ‘’radicales’’, apostamos al parlamento burgués, a la justicia burguesa, a los medios represivos de la burguesía. A las ‘’reformas’’. A que,: ‘’bueno, hay que darles tiempo, no se puede resolver de la noche a la mañana’’. No percibimos, que esas ‘’reformas’’ serán sustituidas por otras ‘’reformas’’, y que en definitiva, no está en ‘’juego’’ la ‘’condena’’ a un sistema oprobioso. Ni hablar de expropiar a los expropiadores.

LA PAZ

‘’La violencia es partera de sociedades nuevas’’, decía Che Guevara. Y otros conceptos similares estudiamos de Marx. ‘’Somos una fuerza pacífica y pacificadora’’, decía Seregni en marzo de 1984 en el balcón de su casa cuando fue liberado. ‘’No aceptaremos ningún tipo de violencia, provenga de donde provenga’’ decía Tabaré Vázquez en 1989 cuando asumió como intendente de Montevideo.

En noviembre de 1984, participamos de una convocatoria de ‘’marcha de silencio’’ por Adolfo Wassen Alaniz. El ‘’Nepo’’ había iniciado una huelga de hambre desde el hospital militar (con un cáncer terminal), bajo la consigna: ‘’aún puedo hacer algo por los compañeros’’. Esa marcha por 8 de octubre pasando frente al hospital militar, fue multitudinaria. Miles y miles de ‘’calzados’’ se escuchaban en un ‘’shak, shak,’’ por la calle. Silencio total. Hasta que un puñado de ‘’radicales’’ intolerantes, irrespetuosos, - en el cual yo estaba incluido – comenzamos a gritar: ‘’Wassen escucha tu lucha es nuestra lucha’’, y el ‘’se va acabar…’’

Pahhh, ‘’nos apretaron’’ de todos lados. ¡¡¡Cómo íbamos a desobedecer la convocatoria de silencio!!!!! Nosotros entendíamos que Wassen debía escuchar. Debía saber lo que afuera ocurría. Como casi siempre, perdimos. En el PIT, en la multisectorial, en fin, en todos los ámbitos donde participábamos.

Por esa misma razón, concurrí dos veces en más de 20 años a las marchas del ‘’silencio’’ de los 20 de mayo. Apenas 2 veces. Y las dos veces que concurrí fue para ‘’volantear’’ o….si era posible ‘’gritar’’. Cuando el ‘’oficialismo’’ frenteamplista llegó al gobierno, ya me resultó ‘’repugnante’’ ver esas ‘’caritas’’ hipócritas

Con la excepción de sacar alguna foto o realizar alguna nota para algún periódico, ‘’Construyendo’’ y ‘’En Lucha’’. El ‘’shak, shak,’’ de los pies en el asfalto era patéticamente ensordecedor. Salvo algunas puntuales excepciones, - marcha de los estudiantes contra la esencialidad, marcha contra la megaminería, contra Bush, y alguna otra – la ENORME MAYORÍA DE LAS MARCHAS Y MOVILIZACIONES, SON UN PASEO. TOMANDO MATE, CONVERSANDO CON ALGÚN COMPAÑERO, NIÑOS, ETC. NADA QUE PUEDA GENERAR UNA CONFRONTACIÓN CON LOS MILICOS

De hecho en la marcha contra Bush, un joven realizó una pintada contra la hamburguesería yanqui, y se ‘’comió’’ 6 meses de cana. Y casi – desde la movilización callejera – no pudimos hacer demasiado. No nos preparamos para esas ‘’contingencias’’. El pueblo – mayoritariamente – no está de acuerdo con esas ‘’acciones directas’’. Es más, muchos, muchísimos de los que participaron en esa marcha, consideraron ‘’justo’’ se sancionara a este compañero. No sé qué pasó con el ‘’pibe’’, pero no lo vi más.

ALGUNAS CONCLUSIONES

¿Podemos pedirle ‘’peras al olmo’’?. Un pueblo que ha sido ‘’brutalmente’’ educado en LA PAZ, la tolerancia por encima de las clases, el respeto a la ‘’institucionalidad’’, la paciencia con los ‘’dominantes’’ y otras decenas de concepciones ‘’reaccionarias y conservadoras’’, un pueblo pobre, empobrecido por los gobiernos de turno y que pide ‘’más milicos’’ para la seguridad, donde las FFAA, tienen un apoyo similar al que tenían cuando dieron el ‘’golpe’’, (un 60% promedio), ¿podemos culparlo?

¿O deberíamos ‘’cambiar’’ algo para tener un espacio de debate? ¿No deberíamos cambiar algunos aspectos educativos antes de ‘’preocuparnos’’ tanto por el 6% para la educación? ¿Qué hacemos con más plata si no cambiamos el ‘’método’’? esto, es de ADENTRO HACIA AFUERA, NO DE AFUERA HACIA ADENTRO.

Hemos estado vinculados a la lucha por la educación pública. Hemos estado con los estudiantes en sus reivindicaciones. Hemos estado en lucha por una policlínica barrial y por todo lo concerniente al sistema estatal nacional y público de la salud, denunciando el sistema integrado. Hemos estado en la lucha por la vivienda. Hemos estado en lucha contra la megaminería. Por la defensa del agua. Contra todas las privatizaciones. Contra los agrotóxicos. Con los ocupantes de Bella Unión. En defensa de las radios comunitarias. Contra las pasteras. Contra todo modelo extractivista. En definitiva contra EL CAPITALISMO. Hemos estado en la lucha por reivindicaciones salariales y todo tipo de reivindicaciones sindicales. Desde donde nos elijan. Desde donde nos soliciten nuestro apoyo. Desde donde seamos más necesarios. Pero no hemos podido llevar ADELANTE UNA REAL Y VERDADERA LUCHA ESTRATÉGICA Y A LARGO PLAZO CONTRA EL CAPITALISMO

OJO!!!, tengamos en cuenta que las conquistas de los trabajadores bajo el capitalismo, también ‘’satisface’’ a los capitalistas. Es decir, la lucha de los trabajadores para conformar un sindicato, es muy importante, pero de alguna manera no es una lucha ‘’radical’’. Es algo que los patrones están dispuestos a aceptar. Al igual que la presencia de ‘’diputados obreros’’ en el parlamento burgués. Los burgueses ponen ‘’condiciones’’ que los ‘’dirigentes obreros’’ aceptan. No son SOLAMENTE CONQUISTAS. Los burgueses también saben ‘’ceder’’. Y si no pregunten en Colombia, que los burgueses han asesinado más de 9.000 dirigentes sindicales bajo los gobiernos de Uribe  y Santos.

TENEMOS EN EL DEBE ESTE Y OTROS CONCEPTOS

¿El Internacionalismo? ¿Por qué tan pocos luchamos por Diyab?

Carlos Alberto Boga

23/9/2016

CAB - postaporteñ@ 1668 - 2016-09-24 18:51:55
postaporteñ@_______________________________

DERROTA Y PROGRAMA 3

Fuerzas y debilidades

Imposible publicar todo…por lo que sigo seleccionando subjetivamente lo que fue llegando en base a un hilo conductor que se va forjando en la misma discusión. Solo retengo lo que partiendo de aquella derrota que seguimos viviendo va clarificando y aportando programáticamente.

Nunca pensé al principio que tuviéramos que detenernos tanto en responder a las ideologías más groseramente socialdemócratas…, pero no queda dudas de que todavía existen quienes achacan a los proletarios haberse lanzado a la lucha y quienes culpan a los luchadores de haber agarrado cualquier cosa para defenderse. La Ideología democrática de no cuestionar el monopolio estatal de la violencia sigue siendo muy potente, a pesar que en el mundo entero el proletariado hoy no tiene más remedio que pelear para subsistir. Que dicha ideología sigue impregnando muchas formas ideológicas más o menos subordinadas y confusas

Al mismo tiempo no hay que detenerse en quien dice tal o cual cosa, lo importante es desde lo concreto seguir elevándose a niveles más importantes de abstracción, es decir a una mayor simplificación que en el fondo es la que la sociedad misma va produciendo al dividirse cada vez más en dos campos fundamentales correspondientes a las dos clases sociales y contrapuestas de la formación social burguesa

Ricardo

 

OTRA CONTRIBUCIÓN DE Perico

¿Qué edad tiene Moyano? Si pertenece a la vieja escuela reformista social-demócrata, es claro nunca existirán "condiciones objetivas" para que la "masa popular" se rebele y revolucione. Si es joven...Ni puta idea.

Cualquier intelectual burgués, vive aislado de la realidad y hasta de las reglas de la Ciencia Social que dicen muy claro desde Emili Durkheim: "El hecho social - subjetivo pero compartido - es aquel que nos determina en el hacer" más o menos, "fuerza al individuo a cumplir con una normas no escritas pero establecidas a nivel social"

El condicionamiento "subjetivo - versus - objetivo" tuvo que ver con un constructo ideológico del Siglo XIX (positivismo de Compte) el cual tuvo gran incidencia en Marx y Bakunin. Eso pasó hace mucho; pero mucho tiempo a la historia y lo "objetivo" carece de sentido. Hoy se habla de "evidencias", sean de la naturaleza que sean.

Camus en el "Hombre Rebelde" por 1950 lo explica bien y analiza los fenómenos sociales relacionados con el fascino y el auge de los nazis en Alemania después de la Primera Guerra Mundial. No se basaba como ahora lo hace la ciencia burguesa en la "evidencia"; sólo en los "hechos sociales", augurando la caída del Socialismo Autoritario "real"

En el Uruguay - estando de acuerdo en todo lo que analizás - la respuesta Popular Violenta con varios grupos armados clandestinos, tuvo que ver con la progresiva represión ejercida desde el Estado en contra de los intereses, la integridad y modo de vida de un Pueblo.

Sindicatos de diferentes gremios - desde Peludos a Funcionarios Bancarios - Estudiantes de todos los niveles menos los de Primaria, fueron blanco del ataque sistemático con asaltos fascistas, violencia contra personas, aparatos terroristas, torturas, prisiones, palizas, por las Fuerzas de Seguridad (Policía, Para-policía y Metropolitana) al tiempo que ese mismo Estado recortaba de manera drástica los Derechos Sociales, los Consejos de salarios, la Capacidad Adquisitiva, los Presupuestos, La Salud, La Enseñanza, etc., etc.

Tal y como lo defines - muy bien - existieron condiciones objetivas y subjetivas de masa, que se fueron auto-organizando con excepción de los/as militantes en Partido Socialista y Comunista; mucho más disciplinados/as y por supuesto para la época, en clara oposición con la Resistencia Obrero-Estudiantil o cualquier otra organización meridianamente politizada y de medio para abajo militarizada.

Es la indignación - por cierto muy subjetiva como compartida - un hecho incontrovertible - por encima de la "objetividad académico-burguesa - lleva a la rebelión, sin que se deban realizar premoniciones de lo que pasará después. ¿Quién pudo pensar en una Cuba Socialista a pocas millas de las Costas de Florida con una base militar norteamericana adentro? ¿Existieron para Cuba "unas condiciones objetivas determinantes"? Cuidado; no hablo del después en la Revolución que pasó. Sólo me remito a la Revolución y Derrocamiento de un Sistema. El resto es agua de otro costal...Por supuesto, hoy por hoy - Moyanos mediante - irresoluble.

Luego en 1971, no podemos perder de vista quien fue el primer Presidente del Frente Amplio: General Líber Seregni, colorado. No cualquier militar. Un significante claro para entender la naturaleza reformista social-demócrata de esa Coalición de centro-Izquierda (donde siempre termina decidiendo el Centro) en la que se incorpora también el Partido Demócrata Cristiano, un sector "progresista" del Partido Colorado, otro del Nacional, etc., etc.

Es posible, muchos de los Moyano, piensen hoy que aquellas bases del Frente Amplio, resultasen hasta "exageradas" para su modo de objetivar la situación actual: Nacionalización de la banca y Reforma Agraria. Significaron, el hacer creer en la Democracia Burguesa desde su "pacifismo reformista inspirado en UP de Allende" ante los grupos - "aparatos de resistencia" si se quieren denominar así - que se fueron constituyendo a lo largo de las décadas de los sesenta y setenta en el Uruguay.

¿Qué ha quedado ahora de todo aquello después de tantos años y promesas desde auto-denominados "grupos de izquierda"?

La conjura de una élite militar impune contrarrevolucionaria - de muy probable origen allá el Cuartel Florida por 1972 -  tenga ahora naturaleza castrense, tupamara o comunista (no merecen ese nombre), para el control de un Estado pequeño como Uruguay, en beneficio del Gran Capital Internacional, además de ser también garante fiel para la Alta Burguesía Nacional y la explotación popular. Todo esto en aras de "un desarrollo capitalista de apariencia sustentable pero contaminador, centrado en el trabaja asalariado" que permitió hasta hoy y desde el comienzo del Siglo XXI  "tranquilidad social - represión policial contra excluidos/as" cuestión se mantuviese y mantenga - cada vez con mayores dificultades - la credibilidad en el Sistema.

Será trabajo de organizaciones de base revolucionaria devolver el protagonismo a la Clase Obrera; extremo bastante complicado dado el bombardeo implacable del Sistema por todos sus enormes medios de comunicación de masas y embrutecimiento del Pueblo.

Por lo anterior, creo tu trabajo Ricardo, resulta ser no sólo importante.... ¡indispensable!

Perico

 

El compañero Perico ha aportado mucho en todo este esfuerzo de discusión sobre la derrota, las traiciones y manipulaciones, la lucha de clases y las contraposiciones programáticas. Si selecciono

Este envío es porque resume muy bien (y de forma diferente a lo que hemos hecho otros) los elementos centrales:

-    la relación entre lo objetivo y subjetivo

-    la ruptura con el socialdemocratismo tanto como necesidad general del proletariado, como límite en la lucha histórica ideológica pasada

-    la emergencia proletaria como desarrollo imparable frente al ataque del capital y el Estado (y por lo tanto no derivado de una decisión política de “comenzar la lucha armada” como siempre nos acusaron desde el poder, teoría de los dos demonios)

-    la crítica del Frenteamplismo concreto y uruguayo con general colorado e inspiraciones electoreras y pacifistas venidos de la UP de Allende

-   la ubicación histórica de la manipulación o mejor dicho de la conjura de una élite militar impune contrarrevolucionaria de naturaleza castrense, tupamara o comunista (no merecen ese nombre) que hoy controlan y se reparten el Estado

-   el peso ideológico de los socialdemócratas "LOS INCANSABLES ESCRIBAS DE LAS CONDICIONES OBJETIVAS".... (los “moyanos”) dentro de todo eso.

-   necesidad de afirmación del proletariado aunque sea un extremo bastante complicado dado el bombardeo implacable del Sistema por todos sus enormes medios de comunicación de masas y embrutecimiento del Pueblo.

Con seguridad que con esto no terminamos el balance de la derrota, pero también con seguridad sentimos que hemos avanzado bastante contra todos los oscurantismos y objetivismo ideológicos al respecto. Las traiciones y manipulaciones realizadas por el enemigo estratégico del movimiento social jugaron un papel decisivo para la destrucción del proletariado como fuerza pero las mismas tuvieron tal resultado por nuestras propias debilidades, porque en última instancia lo más decidido del proletariado todavía no estaba lo suficientemente desembarazado de todas las ideologías socialdemócratas preexistentes.

A la vez estas se habían impuesto con la contrarrevolución internacional que había triunfado en el mundo con la contrarrevolución rusa (1917/21), española 1936/37, china…y en general internacional, que había logrado hacer desaparecer al proletariado revolucionario de la escena histórica y llevarlo al matadero de las guerras imperialistas de todo el siglo XX y en particular la del fascismo / antifascismo.

En la década de los 60/70 el sobresalto revolucionario del proletariado no logró autonomizarse lo suficiente de todas esas taras que la izquierda de la burguesía le había inoculado, el peso de la contrarrevolución nos seguía oprimiendo.

RICARDO - postaporteñ@ 1668 - 2016-09-24 18:42:01
postaporteñ@_______________________________

Derechos de la Naturaleza: clave en la divergencia izquierda - progresismo

Servindi, 23 de setiembre, 2016

Las posturas sobre el extractivismo y los derechos de la Naturaleza son uno de los elementos clave en la divergencia entre progresismo e izquierda en varios países sudamericanos.

Así lo afirma Eduardo Gudynas. analista del Centro Latino Americano de Ecología Social (CLAES). con sede en Uruguay, Gudynas destaca "esa izquierda plural una vez que conquistó los gobiernos (...) terminó convirtiéndose en el progresismo". Esto es una postura defensora de un desarrollismo que sigue basado en una explotación intensiva de los recursos naturales.

El progresismo en el Estado, tal como se ha observado en Bolivia, Ecuador o Argentina, "busca captar mayores excedentes económicos con la ilusión de ayudar a los más pobres".

A partir de la experiencia en otros países sudamericanos, Gudynas opina que en Perú se debería estar alerta a que "buena parte del progresismo no siempre es plural" y terminó "terminó triturando a la izquierda plural y abierta".

El analista del CLAES destaca que esa izquierda es indispensable para la viabilidad conceptual y práctica de cualquier proceso de cambio real.

Lea a continuación el artículo completo de Eduardo Gudynas:

En la oposición a los derechos de la Naturaleza asoma

la divergencia entre izquierda y progresismo

Por Eduardo Gudynas*

En Perú, en los últimos meses se han difundido distintas críticas contra las alternativas a los extractivismos (especialmente minero y petrolero) y el concepto de los derechos de la Naturaleza. Unas son muy conocidas por provenir de actores políticamente conservadores; otras más recientes se originan en quienes podrían llamarse progresistas. Estas últimas muestran que malinterpretan los derechos de la Naturaleza y que siguen atadas a las viejas concepciones del crecimiento por exportación de recursos naturales. Pero lo más interesante es que reflejan lo que en otros países terminó en una notable divergencia entre progresismo e izquierda.

 La crítica a los derechos de la Naturaleza

Un buen ejemplo de estas nuevas críticas es Germán Alarco, economista de la Universidad del Pacífico y participante de los equipos técnicos del Frente Amplio. En un artículo en el periódico empresarial “Gestión”, este economista afirma que es “cuestionable” la defensa de los derechos de la Naturaleza y califica como “radicales” a las alternativas post-extractivistas (1). En ese texto como en otros, Alarco despliega varios fantasmas: que la protección de la Naturaleza llevaría a un “primitivismo” o a un “retroceso”, que habría un “modelo” de Pachamama y Apus que “todos” deberían seguir, o que es inevitablemente necesario el crecimiento económico por las exportaciones (1, 2).

En su crítica a los derechos de la Naturaleza, este economista considera que es un “exceso” condenar la explotación de recursos naturales por sus graves impactos sociales y ambientales. Por si no está claro insisto en su idea: es una exageración de “radicales” denunciar los impactos de los extractivismos y buscar alternativas a ellos. Para no ser “radical” no hay que denunciar esos efectos negativos ni buscar opciones.

“Es importante aclarar que las posturas llamadas biocéntricas, que son las que expongo en ese libro, no defienden una Naturaleza intocada”

Esos cuestionamientos apuntan a varias ideas en mi libro “Derechos de la Naturaleza” (3), atacando incluso la idea que la naturaleza sea usada para las necesidades vitales de los humanos. Es importante aclarar que las posturas llamadas biocéntricas, que son las que expongo en ese libro, no defienden una Naturaleza intocada. Esos derechos imponen límites en el uso de los recursos naturales evitando nuevas extinciones en las especies. O dicho de otro modo, es aprovechar el ambiente dentro de los propios ritmos de reproducción y regeneración de la Naturaleza.

Cuando se dice que ese aprovechamiento se debe enfocar en las necesidades vitales de las personas implica, por ejemplo, que es legítimo obtener alimentos, minerales o energía para asegurar la calidad de vida a nivel nacional (y regional), aunque es condenable seguir haciendo, por ejemplo, megaminería de oro, con todos sus impactos en Perú, para sostener el deseo de lucir joyas en la China o India (el 90% de los usos globales del oro son no-industriales, y de ellos, un 45% termina en la joyería, sobre todo entre los nuevos adinerados en Asia). Por lo tanto, el biocentrismo le dice “sí” a erradicar la pobreza y asegurar el bienestar, y le dice “no” a una vana opulencia

Desarrollo y postextractivismo

Comparto esta aclaración para mostrar que esta y otras críticas contra los derechos de la Naturaleza y los post-extractivismos se basan en lecturas apresuradas o incorrectas. Se confunde minería con extractivismo, decrecimiento con postextractivismo, se teme que proteger la Naturaleza nos llevaría a la edad de piedra, o se cuestiona una moratoria petrolera olvidando todo el daño que esa actividad está haciendo en la Amazonia o en el clima global.

Las posturas como las de Alarco se deben, en buena medida, a que están atrapadas dentro del desarrollo convencional. Es muy interesante que este economista reconozca que indicadores como el PBI tienen limitaciones y que el crecimiento económico no puede ser el único objetivo de una política económica, con lo que se diferencia de conservadores o neoliberales. Pero Alarco defiende de todos modos al crecimiento aunque para ser positivo debe ser “sostenible”. Ese “sostenible” no tiene nada que ver con el origen ecológico de esa palabra, sino que se refiere a un crecimiento que se logra por mayores exportaciones. Y más exportaciones implica, otra vez, exportar recursos naturales, continuar con las presiones extractivistas, repetir los conflictos y los impactos sociales y ambientales

Como en todas estas críticas contra los derechos de la Naturaleza y el post-extractivismo no hay muchos argumentos de peso, y al final se asemejan al rechazo de los conservadores. Este es otro de los procesos sobre los que deseo llamar la atención: obsérvese que el calificativo que usa Alarco es tildar a los postextractivistas como “radicales”

Ese calificativo, “radical”, asociado a las movilizaciones ciudadanas ante los extractivismos, tiene un triste e intenso uso en el Perú. Decir que el post-extractivismo es “radical” es más o menos lo mismo que han dicho de estas posturas distintos jerarcas de la administración Humala, como lo han hecho los anteriores gobiernos; lo mismo sostienen unos cuantos actores empresariales, y muchos conservadores. La acusación de antimineros “radicales” se ha escuchado mucho en estos años; adjetivos similares se repiten en el portal ultraconservador Lampadia. Hay algunos tan pero tan preocupados por el postextractivismo que hace poco lanzaron un emplazamiento a la izquierda peruana para que abandonara esa idea.

Se llega así a una situación donde se cuestiona al postextractivismo y los derechos de la Naturaleza desde algunos actores progresistas y desde la derecha convencional. Como no hay muchos argumentos se ven en la necesidad de adjetivar, y por ello, sea desde los conservadores como los progresistas, todo lo que no gusta o no se entiende sería “radical”.

Izquierda y progresismo: dos posturas sobre el desarrollo y la Naturaleza

Llegamos así al asunto de fondo que deseo comentar. Las posturas sobre el extractivismo y sobre los derechos de la Naturaleza han sido uno de los elementos clave en la divergencia entre progresismo e izquierda que ha ocurrido en varios países sudamericanos.

Cuestionamientos como los comentados arriba han sido muy comunes en los países vecinos al Perú, marcando la divergencia entre las corrientes políticas del “progresismo” y aquellas de una izquierda abierta y plural.

En efecto, en varios países, el cambio político de inicios de los años 2000 fue promovido por una izquierda abierta, plural y democrática. Se nutrió de múltiples movimientos sociales, cuestionaba las ideas convencionales del desarrollo, incluyendo la manía de crecer por exportaciones que satisfacían el consumismo de otros países (y de las propias elites nacionales), a costa de destruir el patrimonio ecológico nacional. Allí nacen las búsquedas postextractivistas.

“Sin embargo, esa izquierda plural una vez que conquistó los gobiernos (...) terminó convirtiéndose en el progresismo. Esta es una postura defensora de un desarrollismo que sigue basado en una explotación intensiva de los recursos naturales, donde el Estado busca captar mayores excedentes económicos con la ilusión de ayudar a los más pobres. En sus discursos se repite la idea de un crecimiento ´sostenible´ ”

Sin embargo, esa izquierda plural una vez que conquistó los gobiernos, en un lento proceso que llevó varios años, terminó convirtiéndose en el progresismo (4)

Esta es una postura defensora de un desarrollismo que sigue basado en una explotación intensiva de los recursos naturales, donde el Estado busca captar mayores excedentes económicos con la ilusión de ayudar a los más pobres. En sus discursos se repite la idea de un crecimiento “sostenible”

Por ejemplo, los regímenes en Bolivia, Ecuador o Argentina, se volvieron cada vez más extractivistas, o sea más progresistas, y más alejados de las izquierdas que les dieron origen. La dependencia de las exportaciones de materias primas fue tan alta que crearon sus propias vías para imponer la megaminería o la petrolización amazónica, flexibilizaron sus normas sociales y ambientales, y se violaron todo tipo de derechos de las comunidades indígenas y campesinas. Ellos repiten todo el tiempo que los derechos de la Naturaleza llevarían al atraso y que el posextractivismo es peligroso.

Comparto esos apuntes porque parecería que la discusión política peruana olvida que esos fueron uno de los principales factores que determinaron que algunos progresismos enfrenten hoy en día serias resistencias populares (por ejemplo en Ecuador y Bolivia), y otros colapsaran (Argentina). Tampoco puede olvidarse que la crisis de corrupción en Brasil también descansó en redes de progresistas y sus aliados atados a la renta de una petrolera controlada por el propio gobierno. Cuanto más extractivismo, más progresismo, pero menos izquierda

Entiendo que es inevitable reconocer que en el espectro de movimientos sociales y políticos que no son conservadores existan las dos miradas: una progresista, que sigue apostando por un desarrollismo que descansa en unos extractivismos con mayor participación estatal y la inserción comercial global, y una izquierda renovada que busca alternativas para no seguir dependiendo de exportar materias primas y promueve explorar alternativas.

“se debería estar alerta a que buena parte del progresismo no siempre es plural, y como está obsesionado en alcanzar o retener los gobiernos, terminó triturando a la izquierda plural y abierta. Sin embargo, esa izquierda es indispensable para la viabilidad conceptual y práctica de cualquier proceso de cambio real”

Para esa izquierda abierta, su propia pluralidad hace que acepte a los compañeros desarrollistas, reconociendo que obviamente no todas las variedades de desarrollo son iguales, y hay algunas que son mejores para la justicia social y ambiental. Pero saben que el camino de las transformaciones no se detiene allí, y se deben dar otros pasos. Pero, a partir de la experiencia en otros países sudamericanos, en Perú se debería estar alerta a que buena parte del progresismo no siempre es plural, y como está obsesionado en alcanzar o retener los gobiernos, terminó triturando a la izquierda plural y abierta. Sin embargo, esa izquierda es indispensable para la viabilidad conceptual y práctica de cualquier proceso de cambio real.

Notas

1. Crecimiento económico: ¿lo único importante?, Germán Alarco, Gestión, Lima, 4 julio 2016,http://blogs.gestion.pe/herejias-economicas/2016/07/crecimiento-economico-lo-unico-importante.html

2. Petroperú y la seguridad energética en la mira, Diario Uno, Lima, 28 febrero 2016,http://diariouno.pe/columna/petroperu-y-la-seguridad-energetica-en-la-mira/

3. Derechos de la Naturaleza. Ética biocéntrica y políticas ambientales, Eduardo Gudynas. RedGE, CooperAcción, PDTG, y CLAES. Lima, 2014.

4. 10 tesis sobre el “divorcio” entre izquierda y progresismo en América Latina, E. Gudynas. Ideas, Página Siete, La Paz, Bolivia, 9 febrero 2014, http://www.paginasiete.bo/ideas/2014/2/9/tesis-sobre-divorcio-entre-izquierda-progresismo-america-latina-13367.html

*E. Gudynas es analista en el Centro Latino Americano de Ecología Social (CLAES). Seguimiento: @EGudynas

- postaporteñ@ 1668 - 2016-09-24 18:35:49
postaporteñ@_______________________________

El progresismo en América Latina ha operado como anestesia del hervidero popular

 Los retrocesos democráticos de los que tanto preocupan a los progres no han sido ni serán jamás retrocesos ya que es una posibilidad de la democracia burguesa y del juego electoral. El populismo no ha hecho grandes cosas por los sectores que históricamente han sido olvidados.

Han creado en el imaginario popular la idea del poder popular, sin embargo lo que ha habido históricamente y hay, es un poder político con castas inamovibles de los parlamentos latinoamericanos. Uno puede preguntarse si una monarquía no es peor aún pero imaginar un poder popular proveniente de elecciones y de la democracia burguesa es profundamente contradictorio al poder popular. Más aún, no debería de existir tal poder para una sociedad donde se busque la libertad e igualdad. 

Volviendo con los progres y su posición frente a algunos episodios han preocupado a sus bases es necesario apuntar que responsabilidad se merecen los gobiernos populistas de América Latina. Hoy nada nos asegura la imposibilidad de nuevas dictaduras militares, quién pueda hacer tal afirmación si una lectura clara sobre recientes acontecimientos en Brasil, Argentina, Venezuela y sobre las inclinaciones políticas como las del gobierno uruguayo. 

Ahora bien, estamos frente a un retroceso aseguran los progres pero cuál ha sido el avance para que hoy las bases tomen la tesis del retroceso?

En cuanto a la llegada de Macri al poder en Argentina, sobre la crisis económica de Venezuela y sobre la destitución de Dilma en Brasil hay un mismo efecto y se llama causalidad. Evidentemente que Macri o Temer apunten a un neoliberalismo más cruel que los progres pero estos últimos no se apartaron jamás del neoliberalismo, llevaron en su boca un discurso popular y en su mano eligieron la batuta liberal para gobernar. Los progres, han sido lo suficientemente miserables y han repartido las migajas, que no es más que el reparto de la pobreza. Sus alianzas comerciales y sus proyectos económicos para sus Naciones han colocado como principal mercancía a sus ciudadanos bajo la lógica de la diversificación de la economía. 

El extractivismo ha sido reestructurado en gran parte de América Latina, en Uruguay por ejemplo con la llegada de los progresistas se apuntó  a los monocultivos y al desplazamiento de pequeños productores de las zonas rurales favoreciendo a multinacionales como BOTNIA (Papeleras) y a los sojeros. 

En Chile proyectos mineros y forestales están atentando contra el pueblo mapuche y hay más de 40 presos políticos por negarse a estos macabros proyectos del Estado chileno gracias al respaldo de la Ley antiterrorista que criminaliza la protesta como en tiempos de Pinochet. 

Dilma en Brasil también aprovechó y con el gobierno del PT se votó la Ley antiterrorista que sirvió para reprimir estudiantes y docentes como para los habitantes de las tribus del Amazonas al negarse a entregar sus tierras al agronegocio como a Monsanto. Si de retroceso hablamos habría que preguntarle a Dilma el motivo de tener entre sus ministros a la señora Abreu, fiel representante de Monsanto pero Dilma ha sido destituida, cosas de la democracia burguesa. Brasil bajo el PT continuó con el neoliberalismo y sus políticas jamás afectaron a las clases pudientes ni sus relaciones comerciales fueron tan en defensa del pueblo sino más bien siguieron las líneas del FMI y del capital financiero internacional. 

Los K en Argentina también aprobaron la Ley antiterrorista y si bien intentaron una política en DDHH por otra parte hubo decenas de casos de gatillo fácil y criminalización de la protesta que junto a la extrema pobreza de provincias como el Chaco, Santa Fe, Córdoba, Salta y Jujuy dan muestra que el retroceso no es más que casualidad de los k. 

Paraguay, estando Lugo también aprobó la Ley antiterrorista presionando por terratenientes vinculados al agronegocio y a Monsanto, luego Lugo fue sustituido por hechos orquestados. 

Venezuela y sus proyectos propios del neoliberalismo como el Arco del Orinoco y otros tantos relacionados a la minería. Una crisis económica que si bien en parte hay responsabilidad de la derecha y de los empresarios, es incomprensible la escasez de productos que producen las empresas del Estado. 

Bolivia y sus carreteras y proyectos de gran impacto ambiental para áreas protegidas y la represión a sus indígenas. 

Uruguay, sus acuerdos con EEUU, sus relaciones comerciales y políticas, su reconocimiento al gobierno de Temer y su postura en la política internacional estando del lado de quiénes financian el terrorismo y llevando una dura represión a la protesta de estudiantes y docentes, incluso con decretos propios de verdugos históricos del pueblo uruguayo como lo fue la esencialidad de la educación. Mujica y su apertura del Uruguay para la forestación en gran escala, las papeleras, el intento de realizar megamineria y la contaminación de cursos de agua con agrotóxicos. 

Ese ha sido el retroceso de América Latina, nada más que casualidad... 
En Chile proyectos mineros y forestales están atentando contra el pueblo mapuche y hay más de 40 presos políticos por negarse a estos macabros del Estado chileno gracias al respaldo de la Ley antiterrorista que criminaliza la protesta como en tiempos de Pinochet. Dilma en Brasil también aprovechó y con el gobierno del PT se votó la Ley antiterrorista que sirvió para reprimir estudiantes y docentes como para los habitantes de las tribus del Amazonas al negarse a entregar sus tierras al agronegocio como a Monsanto.

 Uruguay, sus acuerdos con EEUU, sus relaciones comerciales y políticas, su reconocimiento al gobierno de Temer y su postura en la política internacional estando del lado de quiénes financian el terrorismo y llevando una dura represión a la protesta de estudiantes y docentes, incluso con decretos propios de verdugos históricos del pueblo uruguayo como lo fue la esencialidad de la educación. Mujica y su apertura del Uruguay para la forestación en gran escala, las papeleras, el intento de realizar megamineria y la contaminación de cursos de agua con agrotóxicos. Ese ha sido el retroceso de América Latina, nada más que casualidad...

DIEGO VILLALBA 

Facebook - postaporteñ@ 1668 - 2016-09-24 18:35:32
postaporteñ@_______________________________

postalinas

Para Daniel Irigaray y a todos los que piensan como él

Yo estoy de acuerdo en la necesidad de revisar la historia y culminar –si es que alguna vez se empezó- la crítica y la autocrítica de quienes participamos en ella.

Yo vine a Uruguay a eso, pero no encontré la receptividad que ingenuamente esperaba. Sin embargo y gracias al apoyo que con el paso de los meses he ido logrando, parte de esa revisión se ha empezado a dar.

La batalla legal ya está ganada y ahora queda la política. Por exigencias de la lucha legal me he mantenido alejado de aparecer en posta porteña públicamente, aunque la he seguido como corresponde.

Reitero mi compromiso anterior.

Amodio

MENSAJE  a Jihad Diyab

Quizás (para mí está claro) que la "traída" de 6 presos de Guantánamo, obra de un ACUERDO de Mujica y Obama, incluso, con "naranjas de por medio", ha sido uno de los típicos actos de CRIMINAL HIPOCRESÍA! 

Sera cierto eso que va de boca en boca, incluso de sus ex cros, que ese tipo NUNCA FUE TORTURADO?!  Y el resto, que dice? Se olvidaron de la acogida que tuvieron en Suecia, México, Francia, España?

 Lo que hay, es- dolorosamente - un pueblo cornudamente anestesiado e hipócrita!

Este hombre sirio, religioso, atormentado, deshecho por 12 años de brutal tortura yanqui, que fue CANJEADO como una "cosa", es el símbolo de su entereza moral.

Mi mensaje a Diyab (que se lo di personalmente) es: NO LES ENTREGUES TU VALIOSA VIDA, CONSERVALA PARA SEGUIR LA LUCHA!

No estás solo, hay uruguay@s que queremos ayudarte a cumplir tu deseo!

 Pero tienes que estar vivo, fuerte, para que tu objetivo, tan valedero, sea cumplido! Tu familia te aguardo por tantos años, tu también, así que querido amigo, cambia tu estrategia, pues los gobernantes uruguayos son moralmente insensibles! Sera, en tal caso, la solidaridad internacional de gente noble de los pueblos que hagan más esfuerzos por ti. Pero deberá ser una lucha compartida! Y PARA ESO DEBES ESTAR VIVO FÍSICA Y SICOLÓGICAMENTE! DIYAB, CAMBIA TU MENTE, NO TE DEJES MORIR. PARA UNA LUCHA HISTÓRICA TÚ "DEBES ESTAR VIVO! FUERZA! NO ESTAS SOLO!

SOLEDAD OREJANA

 

Carta al Presidente Nicolás Maduro

"...Pero no seamos ingenuos, la corrupción no tiene ideología, se inmiscuye en la derecha y en la izquierda.  Es un virus que penetra cuando el revolucionario pierde su inmunidad ideológica. Y esto ocurre cuando se despersonaliza fascinado por las funciones que ocupa en la estructura del Poder

Caracas, 18 de Agosto de 2016

Camarada:

Nicolás Maduro

Presidente de la República Bolivariana de Venezuela

Su despacho.-

            Nosotros, miembros de la subcomisión de Asuntos Sociales de la Comisión por la Justicia y la Verdad, creada por delegación de la Ley para Sancionar Crímenes, Desapariciones, Torturas y otras Violaciones de los Derechos Humanos por Razones Políticas en el período 1.958-1.998 nos dirigimos a usted, con la finalidad de exponerle lo siguiente:

Desde el mismo momento de nuestra juramentación el 27 de febrero del 2013, hace más de tres años, hemos emprendido diligencias para el otorgamiento de las medidas reparatorias de contenido social establecidas en la “Ley Contra el Silencio y el Olvido” siendo fieles al compromiso histórico con nuestros camaradas caídos, combatientes sobrevivientes y sus familiares participantes de una y otra forma en la lucha por la Liberación Nacional y el Socialismo, víctimas directas e indirectas de la aplicación del terrorismo de Estado por parte de los gobiernos del Pacto de Punto Fijo, para lo cual se han realizado marchas y manifestaciones públicas, entrevistas, encuentros informales, enviado comunicaciones, cartas a ministros, viceministros de Salud, Vivienda, Despacho de la Presidencia etc., con el Sr. Rotondaro, con los vicepresidentes Lic. Jorge Arreaza y profesor Aristóbulo Isturiz, con el Secretario Ejecutivo del Consejo Nacional de Derechos Humanos, así como con usted camarada Presidente Nicolás Maduro Moros, realizado operativos, reuniones, conversaciones por iniciativa de la vicepresidencia para dar soluciones integrales a nuestras necesidades sociales en cuanto a pensiones, vivienda, trabajo, salud etc., donde los ofrecimientos y promesas han creado la esperanza, sin hasta ahora resultados favorables.

El día martes 17 próximo pasado fuimos informados vía telefónica por la vicepresidencia, a través de la Lic. Vanessa Da Costa, de la aprobación, según comunicación emanada del Despacho de la Presidencia, de noventa y cinco ayudas a igual número de camaradas de nuestro listado aprobado en Punto de Cuenta N° VP-054-20-15 del 27 de febrero del año en curso en el renglón correspondiente a Pensiones, por una cantidad correspondiente al 80% del salario mínimo vigente.

Ante esta situación queremos expresar lo siguiente:

·  Que, no entendemos que habiendo sido aprobado un Punto de Cuenta con  presupuesto establecido para la solución integral de los beneficios reparatorios, hoy,  se nos responda con la figura de la  ayuda. 

· Que, nos parece injusto, no acorde con la deuda, no solo social, sino histórica con los combatientes revolucionarios de la época señalada, que en el listado de pensiones que reposa en la Vicepresidencia, de una cantidad que apenas sobrepasa en el renglón de Pensiones, las doscientas solicitudes, estas no sean otorgadas en su totalidad, ofreciéndonos solo noventa y cinco en calidad de ayuda y en una cantidad menor al salario mínimo.

·  Que, en vista de la situación de necesidad en que se encuentran nuestros camaradas estamos dispuestos recibir la ayuda prometida, pero dejando manifiesta nuestra inconformidad con la forma en que está establecida.

·  Que, estando en el año de prórroga del tiempo de duración de la Comisión por la Justicia y la Verdad y quedando apenas unos meses para la entrega del Informe Final, sería una incongruencia que en ese documento de trascendencia histórica, quede establecido nuestro gobierno antiimperialista y enrumbado al socialismo, que es y consideramos nuestro, que hemos defendido y defenderemos, siendo siempre consecuentes con los objetivos históricos que han animado nuestras vidas, quede en ese informe expresado, el no haber cumplido a cabalidad con los mártires que murieron en las cámaras de torturas, asesinados en las calles, desparecidos, perseguidos y torturados en lucha contra el terrorismo de Estado puntofijista, representados en los seres humanos que hoy solicitan que se salde esta Deuda Pendiente con nuestro pueblo, su memoria y su Historia.

Valga la ocasión para reiterarle la solicitud de la Comisión por la Justicia y la Verdad a la reunión que quedó pendiente con usted y que seguimos esperando

           Con saludos revolucionarios.

          Por la Sub Comisión de Asuntos Sociales

Humberto Vargas Medina

Coord. (E) Subcomisión de Asuntos Sociales

EnvióChino

 

 Procesan a secretarios de Massa

DEPREDADOR DEL MEDIO AMBIENTE

TIGRE: LA JUSTICIA PROCESÓ A FUNCIONARIOS MUNICIPALES Y A DIRECTIVOS DE COLONY PARK

MARCOS TENAGLIA·19 DE SEPTIEMBRE DE 2016

Justicia procesó a directivos de Colony Park por encontrarlosautores de los delitos de daño agravado y estragoy afuncionarios municipalesdel municipio de Tigrepor encontrarlos autores del delito de abuso de autoridad y violación de los deberes de funcionario público, trabándoles embargos por cifras que van de los 5 a los 35 millones de pesos.

El pasado 15/09/2016, la Jueza Federal Sandra Elizabeth Arroyo Salgado, dictó en la causa que lleva el número FSM 439/13 (ex nro. 8951/11), caratulada “SCHWARTZ Adrián Gabriel y otros, s/ denuncia” del registro de este Juzgado Federal en lo Criminal y Correccional n° 1 de San Isidro, Secretaría n° 2, a cargo de Juan Cruz Schillizzi.

Una resolución en la cual, da por probado que la firma “Colony Park S.A.” realizó trabajos de dragado y relleno en el Canal Vinculación y el Río San Antonio; al tiempo que la firma “Parque de la Isla” además de hacer lo propio en aquel Canal y en el Río Luján, dragó y ensanchó la boca de entrada del arroyo Pacú. Circunstancias como estas que acreditan que los responsables de las firmas alteraron vías navegables de jurisdicción nacional y Provincial.

Lo relevante de estos hechos, es que dichos trabajos de dragado nunca se podrían haber llevado delante de acuerdo a las normas que regulan la gestión y desarrollo sustentable del medio ambiente. Ninguna de las firmas recabó la declaratoria de impacto ambiental y, por tanto, culminó los trámites inherentes a la habilitación; los trabajos de dragado provocaron modificaciones sobre los ríos, arroyos y cursos de agua que el Estado.

En definitiva, no había consentido, siendo ello así, toda vez que los ríos, arroyos y cursos de agua son bienes de uso público, se impone concluir que aquellas modificaciones constituyeron un daño agravado en los términos del artículo 184 inc. 5° del Código Penal.

En función de lo expuesto, la Juez Federal resolvió:

1. EL PROCESAMIENTO SIN PRISIÓN PREVENTIVA DEHUGO DAMIAN SCHWARTZ, por encontrarlo prima facie autor mediato de los delitos de daño agravado y estrago los cuales concurren realmente entre sí, MANDANDO A TRABAR EMBARGO SOBRE SUS BIENES hasta cubrir la suma de ($ 35.000.000) treinta y cinco millones de pesos (art. 518 y cctes. del CPPN).

2. AMPLIAR EL AUTO DE PROCESAMIENTO SIN PRISIÓN PREVENTIVA, RESPECTO DE ADRIÁN GABRIEL SCHWARTZ, SERGIO ANDRÉS SCHWARTZ y EDUARDO HÉCTOR CARRASCO, por encontrarlos prima facie autores mediatos del delito de estrago, el cual concurre en forma real con el hecho por el cual fueran procesados el 15 de noviembre de 2012 (arts. 45, 55 y 187 en función del art. 186 inc. 1° del CP; y art. 310 del CPPN).

3. AMPLIAR EL EMBARGO SOBRE LOS BIENES DE ADRIÁN GABRIEL SCHWARTZ, SERGIO ANDRÉS SCHWARTZ y EDUARDO HÉCTOR CARRASCO hasta cubrir la suma total de ($ 35.000.000), treinta y cinco millones de pesos (art. 518 y cctes. del CPPN), respecto de cada uno de ellos.

4. DECRETAR EL PROCESAMIENTO SIN PRISIÓN PREVENTIVA DEFRANCISCO JOSÉ BILLOCH, por encontrarlo prima facie autor mediato del delito de daño agravado (arts. 45, 184 inc. 5° del CP; y art. 310 del CPPN), MANDANDO A TRABAR EMBARGO SOBRE SUS BIENES hasta cubrir la suma de ($ 25.000.000) veinticinco millones de pesos (art. 518 y cctes. del CPPN).

5. DECRETAR EL PROCESAMIENTO SIN PRISIÓN PREVENTIVA DE JOSÉ MANUEL MOLINA (ex Director Ejecutivo del Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible), ANA MARÍA CORBI(ex Directora Ejecutiva del Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible), ANTONIO GRANDONI (ex Secretario de Inversión Pública de la Municipalidad de Tigre), CARLOS ALFREDO VITTOR (Secretario de Control Urbano y Ambiental del Municipio de Tigre) Y EDUARDO MARIO CERGNUL (ex Secretario de Gobierno del municipio de Tigre), por encontrarlos autores del delito de abuso de autoridad y violación de los deberes de funcionario público (art. 45 y 248 del CP; y 310 del CPPN), MANDANDO A TRABAR EMBARGO SOBRE SUS BIENES hasta cubrir la suma de ($ 5.000.000), cinco millones de pesos (art. 518 y cctes. Del CPPN), respecto de cada uno de ellos.

6. DISPONER EL SOBRESEIMIENTO DE CARLOS MARIO BENI, SERGIO MANUEL RAPOSEIRAS, DIEGO MARTIN DOUSDEBES, NORBERTO NELIO NINI, JOSÉ JAVIER CEBALLOS Y EDUARDO GABRIEL CUTROPÍA, en orden a los hechos por los cuales fueran indagados, con expresa mención que el proceso no ha afectado el buen nombre y honor del que hubieren gozado (art. 334 y 336 inc. 4° del CPPN).

7. DISPONER EL SOBRESEIMIENTO DE ADOLFO VOLODI BERESTAVOY en virtud de que la acción penal se ha extinguido a su respecto por muerte, debiéndose proveer lo que corresponda en el respectivo incidente de embargo (art. 336 inc. 1° del C.P.P.N. en función del inc. 1° del art. 59 del C.P.N.).

8. RECHAZAR LOS PLANTEOS DE NULIDAD FORMULADOS POR JOSÉ MANUEL MOLINA, NORBERTO NELIO NINI, JOSÉ JAVIER CEBALLOS Y EDUARDO GABRIEL CUTROPÍA, de conformidad con lo dispuesto en el considerando X, adjuntado copia de esta pieza en cada incidente para que, en su caso, siga el trámite por separado (art. 340 CPPN).

9. CITAR A HUGO DAMIÁN SCHWARTZ, FRANCISCO JOSÉ BILLOCH, JOSÉ MANUEL MOLINA, ANA MARÍA CORBI, ANTONIO GRANDONI, CARLOS ALFREDO VITTOR Y EDUARDO MARIO CERGNUL, para que concurran dentro de los tres (3) días de notificados, con el propósito de imponerlos de la obligación de no mudarse o ausentarse de su domicilio por más de 48 hs. sin dar noticia previa a este tribunal y como así también de comparecer a este Tribunal en toda oportunidad que se lo convoque.

PETICIÓN QUEBRADA DE LOS CUERVOS

GRACIAS POR FIRMAR LA PETICIÓN Y AYUDAR A QUE LA DINAMA NO OTORGUE LA AUTORIZACIÓN MINERA EN LA ZONA DE AMORTIGUACIÓN DE LA QUEBRADA DE LOS CUERVOS. Disculpas que estén en inglés.

La Quebrada de los Cuervos, fundada en 2008, es el área natural más antigua y hermosa de Uruguay. Es el hogar de muchas especies en peligro de extinción y sobre todo un santuario de numerosas aves que están al borde de la extinción. Es un banco de semillas que cuenta con un acervo genético único.

Hay un proyecto de ANCAP, la empresa estatal encargada de la producción de combustibles, alcohol y cemento, para construir una mina de caliza muy cerca de la Quebrada, lo que afectará de forma significativa el hábitat natural de estas especies. Se va a perjudicar de manera severa a los animales y a los cursos de agua (en cantidad y calidad).

Uruguay es famoso por su cantidad y calidad del agua, y se promociona con el eslogan "Uruguay Natural". Por lo tanto, hacemos un llamamiento al Ministerio de Medio Ambiente (MVOTMA) para que niegue el permiso a ANCAP para abrir la mina de caliza cerca de la Quebrada de los Cuervos.


DINAMA (Dirección Nacional de Medio Ambiente) Uruguay: No mining close to the Natural Reservation Quebrada de los Cuervos!
To: DINAMA (Dirección Nacional de Medio Ambiente) Uruguay

https://secure.avaaz.org/en/petition/DINAMA_Direccion_Nacional_de_Medio_Ambiente_Uruguay_No_mining_close_to_the_Natural_Reservation_Quebrada_de_los_Cuervos/?email

- postaporteñ@ 1668 - 2016-09-24 18:12:20
postaporteñ@_______________________________

Colombia. ¿Acabó la guerra? No, parte de ella!!!

Por Radicales Libres y Radio Salmon

Compartimos el programa radial “Reporte Colombia”, titulado, ¿Acabó la guerra? No, parte de ella!!!. Que transmitirá este sábado 24 de septiembre desde “Alternativa Latinoamericana” en Canadá, por el Frente de Medios Comunitarios y Alternativos FEMCAI en México….

Compartimos el programa radial “Reporte Colombia”, titulado, ¿Acabó la guerra? No, parte de ella!!!. Que transmitirá este sábado 24 de septiembre desde “Alternativa Latinoamericana” en Canadá, por el Frente de Medios Comunitarios y Alternativos FEMCAI en México, desde el Blog del Salmon Urbano de la Universidad del Tolima en Colombia, entre otros, y por otros medios y formas que nos replican.

Finalmente, se ha llegado a lo que muchos consideraron poco posible; la firma de acuerdos de paz entre las FARC y el Gobierno, a lo que se agregaría una muy posible dejación de armas y segura desmovilización, para lo que las FARC solicitaron ante el propio gobierno, que necesariamente, para llegar a esa instancia se requería de la realización de su X conferencia, como máxima instancia democrática de esta insurgencia.

En la instalación de esta X conferencia, Timochenko como máximo comandante, en discurso pronunciado ante la guerrillerada, y ante los cientos de periodistas que acudieron a hacer cubrimiento del histórico hecho, en la histórica región del Yari, Sierra de la Macarena en el Departamento del Meta, en principio, entre otras dijo: 

“Contrariamente a como lo pregonan nuestros contradictores y críticos gratuitos, las FARC-EP nos hallamos muy lejos de ser una organización de exclusiva naturaleza militar, regida por los caprichosos criterios de un cuerpo de mandos ambiciosos. 

Si algo nos ha caracterizado desde nuestro mismo nacimiento, es precisamente nuestra naturaleza rigurosamente política, fundada en la más amplia democracia, con unos lineamientos políticos, militares y culturales tejidos por el conjunto de sus integrantes desde sus primeras conferencias nacionales”.

Como dijo también el presidente Santos ante la ONU“señoras y señores, representantes de las naciones del mundo, después de medio siglo de conflicto armado interno, hoy regreso a las Naciones Unidas en el día internacional de la paz, para anunciar, con toda la fuerza de mi voz y de mi corazón, que la guerra en Colombia, ha terminado”

El pasado 24 de agosto del año 2016, los jefes de las delegaciones del gobierno nacional y de las FARC-EP suscribieron en la ciudad de La Habana, Cuba, el Acuerdo Final para la Terminación del Conflicto y la Construcción de una Paz Estable y Duradera. Según ha trascendido, el régimen político colombiano ha pactado con las FARC-EP el fin de la guerra, y se ha comprometido, de modo solemne ante la comunidad nacional e internacional, a abrir completamente las compuertas de la democracia en el país y a imprimir el sello de la justicia en las relaciones sociales.

El 29 de agosto Timochenko en condición de Comandante del Estado Mayor Central de las FARC-EP, ordenó a todos sus mandos y a todas sus unidades, a todos y a cada uno de sus combatientes, hombres y mujeres, a cesar el fuego y las hostilidades, de manera definitiva, contra el Estado colombiano, a partir de las 24:00 horas de ese día. Por su parte el gobierno colombiano, a partir del 29 de agosto, inició un cese el fuego en contra de las FARC. Por el mes de septiembre, el presidente Santos ha manifestado que: “ya el fin de la guerra se siente en todo el territorio nacional”

Un poco de historia, nos lleva a recordar que Belisario Betancur gobernó a Colombia entre 1982 y 1986, en cuyo gobierno mantuvo conversaciones con la guerrilla del M-19, con la llamada por la época,Autodefensa Obrera (ADO) y con las propias FARC, cuyos diálogos con esta última insurgencia dieron como resultado el nacimiento de la Unión Patriótica, que posteriormente ha sido víctima de genocidio. Con el M-19 se rompieron los diálogos cuando es asesinado Iván Marino Ospina, de la dirección de esta guerrilla.

 Podríamos afirmar que todas las fuerzas insurgentes que han negociado la paz con el estado colombiano, una buena parte de sus desmovilizados han sido asesinados.

El presidente Santos, también dijo ante el mundo y en la 71° reunión de la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que en el planeta hay una guerra menos y es la de Colombia, agregando además que la guerra ha terminado; sin embargo, entre muchas otras cosas, en Colombia siguen vigentes los conflictos sobre tenencia de la tierra entre actores empresariales, terratenientes y campesinos, continúan los asesinatos, mostrándonos en los últimos días,  que en menos de un mes han sido asesinados 11 dirigentes; conocido, uno de los últimos casos en el municipio de Coyaima, departamento del Tolima, el asesinato del líder indígena Ramiro Culma Capera el pasado 17 de septiembre, militante del Partido Comunista y de la Unión Patrióticaindicativo de que no ha cesado el genocidio en Colombia, contra esta organización.

En frustrada entrevista para este medio, por problemas técnicos, más de trescientas familias de campesinos, en Arjona en el Departamento de Bolívar, víctimas de la guerra, del despojo y del desplazamiento, quienes como lo hemos venido informando, han tomado la finca “la sorpresa” propiedad de Enilse López, alias “la Gata”, nos han contado que ahora, aparte del ejército y la policía, se han sumado miembros de seguridad privada y hombres armados de civil, para cuidar de una posible retoma, de los necesitados campesinos, un predio en vías de extinción de dominio propiedad de Enilse López, “la gata”, luego de ser desalojados por la fuerza y de haber sido dañadas sus cosechas y sus enseres, sin que los organismos instituidos para la defensa de los derechos de los ciudadanos en la región, hayan intercedido por ellos.

Hablando de la paz con Cleiner Almanza, esta nos ha afirmado que quieren la paz, pero también se pregunta: 

¿acaso no es una guerra en contra de los pobres, lo que han hecho con nosotros y de parte del propio estado? Ante la ONU, Santos también dijo, refiriéndose a las negociaciones adelantadas en la Habana, que: “también se definieron programas para mejorar la calidad de vida de los campesinos, que han sido los más afectados por el conflicto, y para hacer posible el acceso a la tierra a aquellos que no la tienen, o la perdieron por causa de la guerra”.

Por lo señalado en este programa, y por otros cientos de cosas que vienen aconteciendo, entre las que destaca el incremento de amenazas en contra de los promotores del SI al plebiscito, el fin de la guerra en Colombia, que pregona por el mundo el presidente Santos y que las comunidades interpretan y viven de otra manera, pareciera andar muy, pero muy lejos.

Hay que decir que los diálogos con el ELN no se concretan y con el sector del EPL que continua en armas, menos aún; sin hablar de los paramilitares, que vienen posicionándose y actuando sobre territorios y amenazantes de las comunidades, quienes ya empiezan a ser nuevamente desplazados y asesinados. Justamente el ELN a través de su portal Radio Patria Libre ha dado a conocer la que ellos proclaman como editorial del comando central de esta insurgencia y que han titulado, “la moneda de la paz”, en cuyo texto se puede leer:

“Hoy el país se encuentra con gran expectativa, esperando el inicio de la implementación de los Acuerdos de La Habana, sin embargo, es válido interrogarnos por el impacto real de dichos acuerdos en la cotidianidad del pueblo colombiano y es ahí donde nos estrellamos con un sin número de paradojas e incertidumbres, que revelan otras intenciones del régimen y una vez más queda en duda su voluntad de paz y de alcanzar una solución política. La moneda de la paz evidencia grandes contrasentidos, pues no hay correspondencia de la cara que se anuncia con los Acuerdos de La Habana y la cara espantosa de la realidad colombiana”.

Seguramente, quienes nos escuchan, luego de oír este programa, serán muchas las inquietudes que les quedaran y que les permitirá sacar sus propias conclusiones, de si lo que Santos ha anunciado ante el mundo, es tan cierto, o es una mentira con otros fines.   

Esto y más podrán ustedes escuchar en “reporte Colombia”, un programa de Radio Salmon y Radicales Libres, para Alternativa Latinoamericana y para el mundo.

Y RECUERDEN……

Este  sábado, “Alternativa Latinoamericana del Canadá” 

http://alternativalatinoamericana.blogspot.com/  trasmite en español por CFRU 93.3 FM un programa de tres horas. En este espacio podrán escuchar “reporte Colombia”, un programa de 30 minutos sobre diferentes temáticas.

SIGANOS EN: el siguiente enlace de la página de Ivoox, le permitirá descargar y escuchar el audio del programa de “Radicales Libres” que se transmite todos los sábados.

Ivoox: http://www.ivoox.com/podcast-podcast-reporte-colombia_sq_f164405_1.html

Facebook: Reporte Colombia

https://www.facebook.com/ReporteColombia

Twitter: @ReporteColombia

LACM - postaporteñ@ 1668 - 2016-09-24 18:03:57
postaporteñ@_______________________________

LULA ahora es convicto en la Lava Jato: 3 preguntas directas y 3 respuestas frontales

Valerio Arcary / Esquerda online, 20-9-2016

Traducción de Ernesto Herrera – Correspondencia de Prensa

1. ¿El PT gobernó el Brasil en colaboración con banqueros y grandes industriales, y recibió el aplauso del imperialismo. Lula no vivió un procesos de aburguesamiento corrupto?

¿Lula no era el máximo líder de una organización corrupta que financió al PT y lo enriqueció?

¿No debe ser condenado? ¿Si es condenado, no es justo que no pueda candidatearse?

No, no es justo que sea Sergio Moro el que decida el futuro de Lula. Los trabajadores deben castigar a Lula y al PT, retirando el apoyo al lulismo en los sindicatos, en los movimientos, en las urnas. No Sergio Moro.

No solo no apoyamos el proyecto de un Frente Amplio alrededor de Lula en 2018, sino que consideramos clave para el futuro de la izquierda comenzar ya la construcción de un Frente de Izquierda Socialista independiente del PT y sus aliados. Pero defenderemos el derecho del PT de presentar a Lula como candidato.

Si, el PT y Lula gobernaron para la clase dominante, eso merece ser denunciado, pero eso no es ilegal. Puede ser, políticamente, inmoral, pero no es ilegal. Tenemos diferencias irreconciliables con el lulismo, pero no podemos ser cómplices de una investigación policial que criminaliza al PT y a Lula.

Sí, Lula pasó a vivir con un estilo de vida incompatible con una identidad socialista. Pero eso no es un crimen. Es inmoral, pero no es ilegal.

Fue algo que Pepe Mujica evitó en Uruguay, aunque, programáticamente, haya tenido una orientación de colaboración de clases semejante a la de Lula. El aburguesamiento del modo de vida como, por ejemplo, el consumo de lujo proporcionado por la condición de presidente de la República, merece ser juzgado como inmoral 

Para aquellos que abrazan una perspectiva de izquierda, la orientación de colaboración de clases fue errada, o fue una capitulación, o fue una traición, de acuerdo con la mayor o menor radicalización de cada uno de nosotros. Pero esa es una denuncia política, y hasta moral.

Sí, también, es moral, en la medida en que la defensa de políticas reaccionarias como, por ejemplo, el mantenimiento del trípode macro económico de los gobiernos Fernando Henrique Cardoso (superávit primario elevado, cambio fluctuante y tasa Selic elevada), merecen ser denunciadas como inmorales por los sacrificios desproporcionales que recaían sobre los hombros de quien trabaja. 

Pero, de nuevo, son denuncias políticas. No fundamentan un proceso de investigación criminal. La tesis central de la denuncia que presenta a Lula como el jefe de una banda, apoyada en la premisa, supuestamente con fundamento jurídico, la teoría del “dominio de hecho”, no es sino una construcción política para criminalizar a Lula, ayudar a blindar el gobierno Temer e impedir una posible candidatura suya en 2018.

La razón es simple: tienen miedo del apoyo electoral que Lula todavía pueda ejercer en 2018, después de dos años de ejercicio de poder por Temer y el arco de alianzas que le garante 400 votos en el Congreso Nacional.

2. ¿El apartamento de tres pisos y el predio no son de él? ¿La conferencias pagas a 250 mil dólares no eran parte de un esquema de corrupción? 

Los investigadores de la Lava Jato inmortalizaron la frase más absurda del mes: “Tenemos convicción, pero no tenemos pruebas”.

No hay pruebas de que el apartamento de Guarujá o el predio de Atibaia sean propiedad Lula.

Y estas propiedades no son incompatibles con su ingreso. Hay indicios de que Lula puede haber negociado con las empresas constructoras reformas en esos inmuebles como retribución de favores, y eso sería inmoral, si él fuese el dueño, y si las reformas no fuesen pagas sería un delito.

Pero no habiendo pruebas, no sustentan el enjuiciamiento

No sorprende que Sergio Moro haya aceptado hacer la denuncia. Los abusos en el episodio de la publicidad de la conversación telefónica entre Dilma y Lula ya lo descalificaron como un juez idóneo.

Las conferencias millonarias de Lula son una forma inmoral de ganar dinero, pero no son ilegales. Revelan que sus opiniones eran, seriamente, consideradas por los mismos capitalistas del Brasil que ahora apoyan a Temer. Son inmorales porque un líder de los trabajadores no debe prestarse al triste papel de consejero de los patrones. Pero no son una actividad más delictiva que las conferencias de Fernando Henrique Cardoso, o cualquier otro dirigente burgués.

La carga de la prueba en cualquier investigación de justicia civilizada debe ser de quien acusa. La presunción de inocencia no debe ser comprendida como un exceso de legalismo. En un país como el Brasil, en que la clase dominante gobernó tanto tiempo, y tantas veces, destruyendo las más elementales libertades democráticas, la izquierda tiene el deber de saber decir no a todo abuso de autoridad de la justicia. 

3. ¿Sólo es posible estar en contra del enjuiciamiento, si creemos en la inocencia de Lula?

No. No debemos gambetear sobre la inocencia de Lula.

Lula y la dirección del PT no son inocentes. Son, políticamente, culpables.

Sí, Lula cambió y para mucho peor.

No obstante, no ha sido probado que Lula tuvo enriquecimiento ilícito por actividad de corrupción, no fue probado que él articuló la red de financiamiento del PT vía sobrefacturación de contratos de la Petrobrás, y no fue probado que se benefició en las reformas de los inmuebles.

Esos son los no de la cuestión al proceso jurídico en que ahora es convicto.

No debemos ser cómplices de una operación política reaccionaria que pretende llevar a Lula a prisión, en cuanto los jefes de los partidos financiados por las grandes corporaciones quedan blindados para garantir la gobernabilidad de Temer.

Quien debe juzgar a Lula por sus crímenes políticos son los trabajadores, la juventud y el pueblo. Y no queremos esperar la victoria de la revolución brasilera para este juicio. Aquellos que fueron oposición de izquierda al lulismo, deben combatir para que el lulismo sea juzgado, a partir de ahora, en las organizaciones, en las luchas y en las elecciones. Así se podrá abrir el camino para la superación de las ilusiones en el lulismo. Una prisión de Lula por la Justicia de este Estado no derrotará la política del lulismo, al contrario, lo fortalecerá, interrumpiendo la experiencia.

Estar a favor de la aceptación de enjuiciamiento por el juez Sergio Moro es una capitulación al gobierno Temer, porque es el paso siguiente que intenta legitimar el impeachment de Dilma Rousseff.

No fue la frustración, la perplejidad, o la indiferencia de los reaccionarios con el gobierno Rousseff que abrieron el camino al impeachment.

Temer llegó al poder al final de una campaña reaccionaria que llevó a millones de acomodados a las calles, y unió a la burguesía en torno a un programa de choque neoliberal.

El juez de Curitiba podrá decretar hasta prisión provisoria de Lula.

Aquellos que en la izquierda no se opongan a esta arbitrariedad, aunque se dediquen por años a exigir la cárcel para Aécio Neves y Renan Calheiros, quedarán para siempre cubiertos de vergüenza. 

EH - postaporteñ@ 1668 - 2016-09-24 17:59:34
postaporteñ@_______________________________
Anterior [1] [2] [3] [4] [5] [6] [7] [8] [9] [10] [11] [12] [13] [14] [15] [16] [17] [18] [19] [20] [21] [22] [23] [24] [25] [26] [27] [28] [29] [30] [31] [32] [33] [34] [35] [36] [37] [38] [39] [40] [41] [42] [43] [44] [45] [46] [47] [48] [49] [50] [51] [52] [53] [54] [55] [56] [57] [58] [59] [60] [61] [62] [63] [64] [65] [66] [67] [68] [69] [70] [71] [72] [73] [74] [75] [76] [77] [78] [79] [80] [81] [82] [83] [84] [85] [86] [87] [88] [89] [90] [91] [92] [93] [94] [95] [96] [97] [98] [99] [100] [101] [102] [103] [104] [105] [106] [107] [108] [109] [110] [111] [112] [113] [114] [115] [116] [117] [118] [119] [120] [121] [122] [123] [124] [125] [126] [127] [128] [129] [130] [131] [132] [133] [134] [135] [136] [137] [138] [139] [140] [141] [142] [143] [144] [145] [146] [147] [148] [149] [150] [151] [152] [153] [154] [155] [156] [157] [158] [159] [160] [161] [162] [163] [164] [165] [166] [167] [168] [169] [170] [171] [172] [173] [174] [175] [176] [177] [178] [179] [180] [181] [182] [183] [184] [185] [186] [187] [188] [189] [190] [191] [192] [193] [194] [195] [196] [197] [198] [199] [200] [201] [202] [203] [204] [205] [206] [207] [208] [209] [210] [211] [212] [213] [214] [215] [216] [217] [218] [219] [220] [221] [222] [223] [224] [225] [226] [227] [228] [229] [230] [231] [232] [233] [234] [235] [236] [237] [238] [239] [240] [241] [242] [243] [244] [245] [246] [247] [248] [249] [250] [251] [252] [253] [254] [255] [256] [257] [258] [259] [260] [261] [262] [263] [264] [265] [266] [267] [268] [269] [270] [271] [272] [273] [274] [275] [276] [277] [278] [279] [280] [281] [282] [283] [284] [285] [286] [287] [288] [289] [290] [291] [292] [293] [294] [295] [296] [297] [298] [299] [300] [301] [302] [303] [304] [305] [306] [307] [308] [309] [310] [311] [312] [313] [314] [315] [316] [317] [318] [319] [320] [321] [322] [323] [324] [325] [326] [327] [328] [329] [330] [331] [332] [333] [334] [335] [336] [337] [338] [339] [340] [341] [342] [343] [344] [345] [346] [347] [348] [349] [350] [351] [352] [353] [354] [355] [356] [357] [358] [359] [360] [361] [362] [363] [364] [365] [366] [367] [368] [369] [370] [371] [372] [373] [374] [375] [376] [377] [378] [379] [380] [381] [382] [383] [384] [385] [386] [387] [388] [389] [390] [391] [392] [393] [394] [395] [396] [397] [398] [399] [400] [401] [402] [403] [404] [405] [406] [407] [408] [409] [410] [411] [412] [413] [414] [415] [416] [417] [418] [419] [420] [421] [422] [423] [424] [425] [426] [427] [428] [429] [430] [431] [432] [433] [434] [435] [436] [437] [438] [439] [440] [441] [442] [443] [444] [445] [446] [447] [448] [449] [450] [451] [452] [453] [454] [455] [456] [457] [458] [459] [460] [461] [462] [463] [464] [465] [466] [467] [468] [469] [470] [471] [472] [473] [474] [475] [476] [477] [478] [479] [480] [481] [482] [483] [484] [485] [486] [487] [488] [489] [490] [491] [492] [493] [494] [495] [496] [497] [498] [499] [500] [501] [502] [503] [504] [505] [506] [507] [508] [509] [510] [511] [512] [513] [514] [515] [516] [517] [518] [519] [520] [521] [522] [523] [524] [525] [526] [527] [528] [529] [530] [531] [532] [533] [534] [535] [536] [537] [538] [539] [540] [541] [542] [543] [544] [545] [546] [547] [548] [549] [550] [551] [552] [553] [554] [555] [556] [557] [558] [559] [560] [561] [562] [563] [564] [565] [566] [567] [568] [569] [570] [571] [572] [573] [574] [575] [576] [577] [578] [579] [580] [581] [582] [583] [584] [585] [586] [587] [588] [589] [590] [591] [592] [593] [594] [595] [596] [597] [598] [599] [600] [601] [602] [603] [604] [605] [606] [607] [608] [609] [610] [611] [612] [613] [614] [615] [616] [617] [618] [619] [620] [621] [622] [623] [624] [625] [626] [627] [628] [629] [630] [631] [632] [633] [634] [635] [636] [637] [638] [639] [640] [641] [642] [643] [644] [645] [646] [647] [648] [649] [650] [651] [652] [653] [654] [655] [656] [657] [658] [659] [660] [661] [662] [663] [664] [665] [666] [667] [668] [669] [670] [671] [672] [673] [674] [675] [676] [677] [678] [679] [680] [681] [682] [683] [684] [685] [686] [687] [688] [689] [690] [691] [692] [693] [694] [695] [696] [697] [698] [699] [700] [701] [702] [703] [704] [705] [706] [707] [708] [709] [710] [711] [712] [713] [714] [715] [716] [717] [718] [719] [720] [721] [722] [723] [724] [725] [726] [727] [728] [729] [730] [731] [732] [733] [734] [735] [736] Siguiente